Dos importantes eventos

10 de diciembre de 2019 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

De entre la serie de importantes eventos que se realizan esta semana en Cartagena destacan dos que, por las vicisitudes que se viven en medio de las movilizaciones sociales y las agresiones a los líderes comunitarios, debemos mencionar; estos son, la IV Cumbre Sobre Diálogo Social celebrada ayer por convocatoria del procurador general de la Nación, así como, el lanzamiento, hoy, de los lineamientos de la política de protección integral y garantías para líderes comunales, periodistas y defensores de Derechos Humanos (DD. HH.) del Gobierno nacional.

Más allá de las anécdotas que sucedieron en la Cumbre del Diálogo Social, lo central fue ver lo posible que es sentar en la misma mesa a quienes fueron enemigos declarados o contrarios durante el duro conflicto social que padecimos y que no hemos terminado de superar. Se puede decir que, literalmente, en la reunión de ayer concurrieron todos los sectores y expresiones representativos del país, conscientes de la necesidad de elevar el diálogo social como herramienta cumbre para resolver los conflictos y buscar caminos para la no reedición de nuevos ciclos de violencia.

Nuevamente quedó claro que, mientras no haya espacios amplios, frecuentes y duraderos que propicien el reconocimiento mutuo entre quienes han confrontado sus ideas e intereses aun apelando a la violencia o como víctimas de esta, difícilmente se generará la confianza que aúpa la construcción de caminos conjuntos con miras a superar las distintas violencias.

En esta ocasión, actores importantes resultaron los partidos políticos, a los que se les reclama una sensible cuota de responsabilidad de las situaciones que son materia de protesta social, pero que en la tradición republicana son llamados a fortalecer la tramitación de las necesidades ciudadanas y la participación democrática, así como encauzar las visiones de la oposición a los gobernantes de turno. Por ejemplo, la opinión prevalente echa de menos un rol más sincero y consecuente de los partidos y movimientos que concurren en el Congreso de la República en relación con las causas y soluciones a los retos que plantean las recientes marchas y movilizaciones.

De otra parte, hoy se lanzarán los lineamientos de la política nacional de protección a líderes, periodistas y defensores de DD. HH. La idea es que esa política sea recogida en un documento Conpes que organizará la adecuada implementación de las estrategias, proyectos y medidas contemplados en diferentes instrumentos de políticas públicas sobre tan sensible materia.

Se busca destacar el importante rol que juegan los defensores de los DD. HH., así como qué no ha hecho y qué más puede hacer el Estado para brindar protección y garantías efectivas a estos en sus respectivos territorios. Y es claro el papel que deben jugar, por una parte, la educación para una cultura de respeto por los DD. HH. y sus cultores; y por otra, los medios de comunicación como difusores de mensajes a través de los cuales podemos jugar un rol pedagógico en el respeto y defensa de los DD. HH.

Son discusiones a las cuales ningún colombiano consciente puede sustraerse.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Editorial

DE INTERÉS