Editorial


El Área Metropolitana

“Sin embargo, el Área Metropolitana no estaría completa ni lograría los propósitos de integración y desarrollo territorial armónico que se propuso, si no se suman (...)

EL UNIVERSAL

24 de febrero de 2022 12:00 AM

Esta semana nos sorprendimos con la agradable noticia de la determinación de reactivar el Área Metropolitana de Cartagena, conformada por el Distrito y los municipios de Clemencia, Santa Catalina, Santa Rosa de Lima, Villanueva y San Estanislao de Kostka, conforme con la creación de la que fue objeto en 1998 tras una consulta popular en que la mayoría de los votos de la ciudadanía fueron favorables.

El Área Metropolitana fue demandada en el 2003, pero aunque posteriormente el Consejo de Estado la encontró ajustada a Derecho, desde entonces ha invernado. Ahora, la Secretaría de Planeación expresa su intención de promover su actualización al nuevo marco normativo, a partir de la Ley 1625 del 2013, y en conformidad con lo previsto en el Plan de Desarrollo ‘Salvemos Juntos a Cartagena’, que incluye la línea estratégica ‘Planeación e integración contingente del territorio’, que busca dinamizar el proceso del Área Metropolitana y compartir visiones de ciudad que mejoren la calidad de vida de los habitantes que hacen parte de los municipios que la integran.

Sin embargo, el Área Metropolitana no estaría completa ni lograría los propósitos de integración y desarrollo territorial armónico que se propuso, si no se suman, al menos, Turbaco, Turbana, Arjona, Mahates y Marialabaja.

Si por un momento imaginamos lo que en desarrollo social, humano y económico lograríamos de poder sentar a todos los alcaldes alrededor del propósito de identificar, discutir y aprobar proyectos y programas conjuntos a desplegar entre Cartagena y los municipios cercanos, integrando servicios públicos domiciliarios, modos de transporte, corredores viales, agrupaciones de inmuebles para desarrollos de proyectos de vivienda, comerciales, parques industriales y forestales, con rutas turísticas que incluyan paseos con recorridos por el canal del Dique, ecoturismo, parques de diversión, entre otros sueños que se pueden cumplir si hay asociatividad con una visión de unidad de propósitos y dirección, es mucho lo que se puede lograr en generación de empleos, riqueza e impuestos, para mejorar la calidad de vida de miles de familias que están a la espera de más y mejores oportunidades.

Como el proceso para que se ponga al día el Área Metropolitana y se logre la vinculación de los municipios que faltan se puede demorar, no debe descartar la Secretaría de Planeación la alternativa provisional de la ‘Asociación de Municipios’, que contempla la Ley 136 de 1994, la cual permite, en un trámite muy sencillo, mientras se perfeccionan y cumplen todas las etapas que hay que surtir para completar el Área Metropolitana, integrar a los municipios que la conforman con aquellos que hacen falta, para organizar conjuntamente la prestación de servicios, el cumplimiento de funciones administrativas, y colaborar mutuamente en la ejecución de obras públicas.

  NOTICIAS RECOMENDADAS