Vías terciarias y agro

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Uno de los problemas más obvios para el agro colombiano, desde siempre, es que no existen vías adecuadas para entrar los insumos a todos los vericuetos rurales productivos, y por lo mismo, tampoco existen para sacar al mercado los productos de cada región.

Esta carencia es especialmente aguda en la Costa Caribe, mientras en el interior del país este problema es casi inexistente, en parte porque el país cafetero tuvo el dinero y la influencia para hacer muchas vías y electrificar sus áreas rurales, y porque están más cerca del centralismo, con intereses y redes de poder coincidentes. Cuando dicen que un camino del interior está ‘malísimo’, suele ser porque hay algunos baches en el asfalto, mientras que si aquí decimos lo mismo, es porque hasta un tractor agrícola se entierra en el barro del invierno.

El gobernador de Bolívar dijo que las trochas de los Montes de María (no alcanzan a ser vías) necesitan 700 mil millones de pesos para arreglarlas, y apenas hay 100 mil millones para invertir. Es decir, ni se notará la diferencia en el bienestar común total, aunque algunos sitios resulten más beneficiados que otros.

Para los Montes de María falta hacer inteligencia de mercado para determinar cuáles productos tienen demanda afuera, para que los campesinos se concentren en esos nichos en vez de tener exceso de cosechas que nadie puede absorber. El aguacate, por ejemplo, se está quedando atrás porque el mercado, especialmente el de exportación, demanda otro tipo de fruta, además de que la variedad tradicional muere como consecuencia del hongo phytophthora, así que se pierde de todas maneras. Se habla de esto hace ya varios años, pero nada ha pasado, salvo declaraciones rimbombantes de las autoridades fitosanitarias y anuncios de otras, que nunca se materializan.

Los Montes de María deberían tener una parte importante de su producción agrícola dedicada al pancoger, que ahora llaman ‘seguridad alimentaria’, intercalada con cultivos industrializados con la diversificación necesaria para que además de palma de aceite, también haya cacao y piña, por mencionar solo dos, que sirven para abastecer la demanda local y también para exportar. Un estudio determinaría cuáles otros productos que se darían bien en Montes de María, tienen demanda en el exterior.

Insistir en el tabaco es una torpeza porque el mundo entero trata de acabarlo, lo que quiere decir que los países hacen campañas fuertes en su contra con dinero del erario, no solo por razones humanitarias con respecto a la salud de la gente, sino porque le cuesta mucho dinero al sistema de salud pública de cada país las enfermedades terribles que causa. Además de que es inmoral producir algo que crea hábito y se sabe que mata a la gente, ¿para qué fomentarlo, si cada vez tiene menos demanda? Hacerlo es inconveniente por lo anterior, y porque es cortoplacista.

Esperamos que los campesinos del agro bolivarense pronto puedan vivir mejor a pesar del sesgo centralista.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Editorial

DE INTERÉS