Política


Adolfo Raad pierde curul en el Concejo

ELÍAS BARRIOS TOUS

15 de marzo de 2010 12:01 AM

Un fallo de la Corte Constitucional deja nuevamente por fuera del Concejo de Cartagena a Adolfo Raad Hernández, de la bancada del partido de la U. El organismo judicial en un trámite de revisión, revocó la sentencia de una tutela interpuesta por Raad Hernández, la cual había fallado a su favor el Consejo Superior de la Judicatura permitiéndole retomar su curul, luego de que la Procuraduría lo inhabilitara y destituyera del cargo. Adolfo Raad había perdido su curul en octubre de 2008, y desde ese momento lo había reemplazado quien le seguía en la lista del partido de la U, Antonio Salim Guerra Torres, quien ocupó el escaño hasta el 16 de abril de 2009, cuando la tutela que Raad Hernández interpuso le permitió volver a la corporación distrital. SE VATICINABA La revocatoria de la decisión del Consejo Superior de la Judicatura por parte de la Corte Constitucional se preveía, teniendo en cuenta que en sus últimas sentencias este alto tribunal ha rechazado y revocado varias tutelas interpuestas contra decisiones judiciales debidamente ejecutoriadas, falladas en primera y segunda instancia. Luego de que Alberto Bernal renunciara al Concejo, el 28 de julio, para aspirar a la Cámara de Representantes por el partido de la U, entró de nuevo Antonio Salim Guerra para compartir bancada con Raad Hernández, sin embargo, aprovechando el transfuguismo el primero de ellos saltó a las toldas de Cambio Radical. El Universal consultó a Adolfo Raad sobre el pronunciamiento definitivo de la Corte, y afirmó que no ha sido notificado sobre dicha medida. De tal manera, quien sigue en la lista y entraría al Consejo por el partido de la U sería Duvinia Torres Cohen, directora Regional del Programa Presidencial Familias en Acción. EL CASO RAAD En octubre de 2008, Adolfo Raad fue destituido del cargo e inhabilitado por 12 años por una Comisión Especial de la Procuraduría General de la Nación, que lo investigó por presunto detrimento contra el erario público. La investigación surge porque reconoció y pagó, al parecer de manera irregular, las prestaciones sociales e indemnización moratoria a 21 ex trabajadores del Concejo Distrital en hechos ocurridos durante los años 2003 y 2004, cuando era Presidente de la corporación edilicia. Las sumas pagadas, según la sentencia, en conjunto se acercan a los $500 millones. Según la Procuraduría, Adolfo Raad pagó con cargo al presupuesto del Concejo Distrital sumas de dinero a título de indemnizaciones moratorias, por la supuesta cancelación tardía de cesantías, pero en todos los casos había operado la prescripción y por eso no podía pagar los eventuales derechos de los ex empleados.

TEMAS

  NOTICIAS RECOMENDADAS