“Mi preocupación es la comida de medio millón de habitantes”: Dau

26 de marzo de 2020 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Ante la solicitud de sesiones extraordinarias del alcalde William Dau Chamatt, ayer los miembros del Concejo Distrital realizaron una sesión inusual como medida para evitar la propagación del coronavirus. Los 19 cabildantes, así como el alcalde Dau y otros funcionarios se conectaron virtualmente y por medio de una teleconferencia hablaron de los dos proyectos presentados por el Distrito, que buscan mejorar el recaudo de algunos impuestos para generar recursos que ayuden a afrontar la crisis sanitaria y económica.

Uno de estos busca que se establezca “un beneficio de reducción de las tasas de interés moratorios aplicables a las deudas tributarias de vigencias 2019 y anteriores, y se dictan otras disposiciones”, apuntando mayormente a que los cartageneros se pongan al día con el impuesto predial y que aprovechen los descuentos.

El otro es “por medio del cual se establece un beneficio de descuento de las tasas de interés de las obligaciones de los ciudadanos con el Departamento Administrativo de Tránsito y Transporte (DATT), de las vigencias 2019 y anteriores, y se dictan otras disposiciones”.

El alcalde Dau pidió apoyo a los concejales para que aprueben estas medidas para así superar la crisis generada por la pandemia. “Sus proporciones espantosas nos implica tomar decisiones que ponen a prueba nuestras capacidades para defender las vidas (...) Hay insuficiencia de recursos para abordar las fases de este proceso por la pandemia, que afecta a la población más pobre. Muchas personas naturales y jurídicas tienen la capacidad de ponerse al día con tributos, y en esta coyuntura de emergencia sanitaria los convocamos para generar recursos que son indispensables; una de las fuentes son los impuestos. Esta estrategia busca salvar a los más afectados. Confiamos en que con esto los cartageneros tendrán oportunidad de ponerse al día con obligaciones tributarias para así afrontar la crisis”, dijo Dau.

Por su parte, el concejal David Caballero, presidente del Concejo, le recordó al alcalde que la corporación le envió un oficio en el que le piden que le solicite apoyo a la Presidencia de la República para poder militarizar la ciudad, con efectivos de la Infantería de Marina y del Ejército, para lograr que la población acate de forma efectiva el toque de queda y así evitar que el virus se siga propagando. Sin embargo, en su intervención la concejala Carolina Lozano señaló que las personas salían a la calle porque buscaban cómo conseguir el sustento para sus familias y que para lo que se debería buscar a los militares era para ayudar a repartir las ayudas humanitarias y los alimentos.

De otro lado, el concejal Lewis Montero pidió que, ante la crisis, los recursos del Distrito no se manejen por dependencias sino que se centralicen en el despacho del alcalde. También pidió que se disponga de un gerente que dirija todas las acciones que se toman en torno a las acciones contra el virus. Señaló que hay que buscar medidas para que los buses de Transcaribe no vayan llenos. (Lea: Qué pide el concejal Reyes para afrontar el coronavirus)

Medidas y bonos

Varios concejales pidieron que se luche por la dotación de camas con sus equipos a los centros médicos de la ciudad, así como que se les entreguen los elementos de protección a todo el personal médico.

El alcalde Dau señaló que tiene un equipo científico y sanitario para enfrentar el coronavirus y que se consiguieron 20 mil millones de pesos. Así mismo, destacó que han conseguido unos 1.500 mercados donados por la sociedad civil, que ya se han repartido.

“Vamos a entregar bonos de 100 mil pesos a personas de cada hogar –vulnerable-, mediante pico y placa por cédulas. Que las personas vayan a supermercados con su bono, podrán acceder a artículos focalizados”, explicó Dau. Ante esto, el concejal Caballero le sugirió que se busque la forma de hacer llegar estos mercados a las casas de las personas para evitar que estas salgan y se armen aglomeraciones. El alcalde dijo que serán 9.500 bonos los que serán entregados y que la próxima vez harán llegar las cajas con comida hasta las casas de las personas necesitadas.

Ante las distintas preguntas sobre cómo se está manejando la emergencia en la ciudad, el alcalde pidió paciencia y dijo que se están tomando todas las medidas para frenar el virus, por lo que está trabajando las 24 horas junto a su equipo. Se refirió a la petición de la militarización de la ciudad.

“Tenemos georreferenciadas todas las casas de Cartagena comenzando por estrato uno. Estamos estudiando medidas, pero es prematuro tomar decisiones, serán tomadas a medida que vaya desarrollándose la crisis, que es una cosa que está en permanente evolución; sabemos que tarde o temprano tenemos que militarizar la ciudad, pero en qué momento es algo que debemos mirar. De mis mayores preocupaciones ahora es conseguir que medio millón de cartageneros tengan comida en sus casas. No solo son vendedores informales, mototaxistas, sino todas esas personas que no estaban en condiciones de pobreza porque eran asalariados, pero que ahora se quedaron sin empleo, entonces la totalidad de personas a atender es mayor a la que estábamos suponiendo y esto requiere un esfuerzo descomunal”, concluyó el alcalde William Dau.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Política

DE INTERÉS