Amenazan de muerte a Mayerli Angarita, líder del colectivo Narrar para Vivir

28 de febrero de 2015 05:35 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La amenaza es contundente: “les cambiaremos el nombre De Narrar para Vivir x Narrar para Morir”.

El mensaje enviado a Mayerlí Angarita, líder de mujeres víctimas de la violencia, está escrito para crear, como es predecible, terror y desestabilización emocional a sus receptores.

Es un mensaje displicente, en el que un grupo que se autodenomina Los Costeños Auc, le da rienda suelta a su resentimiento social y la emprende abiertamente contra las mujeres del colectivo Narrar para vivir, a las que califica como “asesoras de guerrilleros”.

El escrito, enviado en un sobre cerrado a la casa de Angarita, y el cual está acompañado de una foto de una mujer “descuartizada”, es según las autoridades, un intento de frustrar la participación de la líder en el próximo ciclo de conversaciones entre el Gobierno y las Farc.

La amenaza generó el pronunciamiento de la Defensoría del Pueblo regional Bolívar exigiendo el reforzamiento del esquema de seguridad a la líder social y de las demás mujeres, miembros de la organización.

El llamado directo fue a la Comisión Intersectorial de Alertas Tempranas del Ministerio del Interior (CIAT) para evaluar la situación de riesgo de Angarita  y de otras personas que también han sido presionadas por posdesmovilizados de las Autodefensas.

La organización Narrar para Vivir actualmente es sujeto de reparación colectiva por la Unidad para la Atención y Reparación Integral a las Víctimas (UARIV), proceso durante el cual se han presentado varios hostigamientos contra su sede, la cual fue inaugurada el año pasado por el Gobierno Nacional.

El panfleto, también hace alusión a Redepaz y a las gestiones que hacen para restituir las tierras a los campesinos. 

En agosto de 2014, el Sistema de Alertas Tempranas de la Defensoría del Pueblo emitió un informe de riesgo en el que advertía sobre el incremento y proliferación de amenazas contra líderes de reclamación de tierras, representantes de víctimas y de otras organizaciones sociales, particularmente en Carmen de Bolívar, San Juan Nepomuceno, Maríalabaja y San Jacinto, en jurisdicción de los Montes de María.

“Aunque Mayerli Angarita cuenta con un esquema provisto por la Unidad Nacional de Protección (UNP), la Defensoría considera que en virtud de estas intimidaciones, del atentado de que fue objeto en agosto de 2012 y del cual logró salir ilesa, así como de su próxima participación en La Habana, es necesario revisar y fortalecer las medidas encaminadas a garantizar su vida e integridad personal, situación que se extiende a otros líderes de la región, también amenazados y desplazados por los violentos”, expresa Irina Junieles, defensora del Pueblo, regional Bolívar.  

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Regional

DE INTERÉS