Atlántico


Alcalde Pumarejo visitó a estudiantes detenidos por la Policía

El mandatario ni las autoridades dieron a conocer el número de jóvenes que fueron conducidos a la UCJ tras la marcha de este lunes.

REDACCIÓN REGIONAL

03 de mayo de 2021 06:55 PM

“Queremos que nuestros jóvenes siempre tengan voz, que nunca se la apaguemos, pero que lo podamos hacer con tranquilidad, con paz”. Fueron las palabras que dijo el alcalde Jaime Pumarejo, tras visitar esta tarde la Unidad de Servicios Especializados en Convivencia Ciudadana y Justicia (UCJ) para dialogar con un grupo de estudiantes que fue conducido a este lugar tras la marcha de este lunes en Barranquilla.

El encuentro propiciado por el mandatario tuvo como propósito conocer de primera mano los hechos, así como manifestarles el respeto de la Administración que lidera por la manifestación pacífica y el movimiento estudiantil.

“Primero, queríamos saber si estaban bien y asegurarnos de que sus derechos estuvieran siendo protegidos; al mismo tiempo, hablamos con los familiares que estaban afuera, muchos de ellos preocupados por sus hijos, sobrinos o nietos, darles un parte de tranquilidad y decirles que en pocos momentos iban a estar saliendo. También hablamos con las organizaciones de Derechos Humanos y con la Defensoría del Pueblo para aprender por qué se dan estas condiciones y cómo podemos mejorar en el futuro para que las marchas se den y sean pacíficas”, manifestó Pumarejo.

La consigna, añadió, es que las autoridades individualicen a aquellos que se infiltran en las marchas para vandalizar y robar.

“No son los que marchan, sino personas que se aprovechan de esos hechos para hacer de las suyas. La protesta, la discusión pública, política, abierta, transparente, siempre; pero la violencia no, y es por eso que tenemos que trabajar para construir como sociedad, para asegurarnos de que nuestros jóvenes siempre tengan voz, que nunca se la apaguemos, pero que lo podamos hacer con tranquilidad, con paz”, afirmó el mandatario.

Pumarejo Heins ha reiterado la importancia de que los manifestantes guarden el autocuidado, y le ha pedido a la fuerza pública proteger a todos y tomar acción sólo contra quien perturbe el orden.

“El llamado es a que la voz de un ciudadano siempre sea escuchada. La marcha pacífica en Barranquilla siempre será permitida, aún cuando les pidamos que lo hagan con las medidas de bioseguridad. Al mismo tiempo, les recordamos que la consigna o el deber de cada uno de nosotros es hacerlo en paz, tranquilos, entendiendo que nuestra voz no significa agredir a otro ciudadano o coartarle el derecho a trabajar o a movilizarse, por eso buscamos aprender de días como este para que mañana se puedan expresar de una manera correcta, en paz, sin violencia, pero con contundencia”, terminó diciendo el alcalde Pumarejo.

El número de estudiantes y jóvenes que fueron conducidos hasta la Unidad de Servicios Especializados en Convivencia Ciudadana y Justicia (UCJ), no fue dado a conocer por el mandatario ni por las autoridades. Los detenidos deberán permanecer entre 10 y 12 horas retenidos en la UCJ.