Atlántico


Zozobra en Santa Lucía por subida del nivel del Canal del Dique

El alcalde y los habitantes de la población están alertas ante la subida del agua y la lluvia que está cayendo por estos días en el sur del Atlántico.

Tanto el alcalde de Santa Lucía, Rehusen Martínez, y el resto de pobladores de ese municipio están preocupados por el alto nivel que presentan las aguas del Canal del Dique y también por la emergencia sufrida en la construcción de un dique para proteger el muro de contención, el cual sufrió una afectación el pasado domingo que causó el cierre de la vía entre esa población y Calamar, Bolívar.

El mandatario local ha manifestado que en las últimas 100 horas apenas a dormido ocho “porque nos tiene en zozobra y preocupados lo que se viene presentando con el nivel del Canal del Dique y también por la caída del terraplén, pero estamos al frente de esto, así como la misma comunidad que está colaborando para que las obras que se están haciendo culminen lo antes posible. La empresa constructora también está muy comprometida y esperamos que los trabajos culminen lo antes posible”.

Desde la Gobernación del Atlántico también se está haciendo acompañamiento en la construcción del muro, que se hace con la financiación de Cormagdalena, para mitigar el riesgo por el aumento en los niveles del Canal del Dique en la cabecera municipal y proteger el talud del tramo vial Calamar-Santa Lucía.

La subsecretaría de Prevención y Atención de Desastres, Candelaria Hernández, explicó que, debido al proceso constructivo de la obra y ante la subida del nivel de aguas provenientes del Canal del Dique y de las fuertes lluvias de los últimos días, el talud que protege la vía se ha ido deteriorando y cayó, por lo cual fue necesario cerrarla.

“Desde que ocurrió el incidente el domingo, la Gobernación se hizo presente con equipos para la atención de la emergencia”, indicó la funcionaria.

Lea aquí: Alerta amarilla por alto nivel del río Magdalena y Canal del Dique

El subsecretario de Vías y Construcción de la Secretaría de Infraestructura departamental, José Luis García, realizó una nueva inspección y apoyo técnico, con el fin de verificar los avances y la adecuada construcción de las obras, tanto del muro como las de la emergencia surgida.

“La emergencia está controlada, pero demanda la atención y trabajo permanente para mantener las aguas bajo control, terminar las obras previstas y reconstruir el tramo afectado”, indicó el funcionario.

La preocupación de la comunidad es porque ya se vivió una tragedia hace 11 años y no quieren volverla a tener, por eso hacen un llamado a las autoridades, departamentales y nacionales, para que se tomen las medidas preventivas con tiempo para que más tarde no haya nada que lamentar.

  NOTICIAS RECOMENDADAS