Regional


Avanza audiencia ambiental que define futuro del relleno sanitario en Montería

Desde hace tres meses la prestación del servicio es intermitente debido al bloqueo que protagoniza la comunidad.

NIDIA SERRANO M.

26 de septiembre de 2022 06:24 PM

Atendiendo las recomendaciones de la Procuraduría General de la Nación, se inició en Montería la audiencia pública ambiental, con el fin de hacer seguimiento y control a la licencia ambiental para la operación del relleno sanitario, ubicado en Loma Grande, a pocos kilómetros de la capital.

El delegado para Asuntos Ambientales y Agrarios, Gustavo Guerrero Ruiz, dijo que la autoridad ambiental debe hacer uso de sus distintas facultades legales, que implica incluso la modificación de la licencia ambiental, en el caso de que se identifiquen impactos adicionales a los contemplados inicialmente.

“El sistema de recirculación de los lixiviados probablemente llegó a su máxima capacidad y se requiere de manera urgente tomar una decisión en cuanto a su manejo”, indicó el funcionario, quien además invitó a trabajar a la Gobernación y a la Alcaldía de manera coordinada y a asumir las responsabilidades que la ley les asigna en cuanto a la garantía del servicio público de aseo y disposición de residuos sólidos.

Por su parte, el director de la Corporación Autónoma Regional de los Valles del Sinú y San Jorge, CVS, Orlando Medina Marsiglia, dijo que en los informes que tienen en su poder han reseñado presuntos incumplimientos en el relleno sanitario, operado por la empresa Urbaser.

Dentro de los mismos señaló el aprovechamiento forestal no autorizado; intervención en áreas que se encuentra fuera de la licenciada; nula presencia de planta tratamiento químico de lixiviados; existencia de un acople del vaso de disposición inicial y el vaso de la ampliación y el mal manejo de lixiviado, intervenciones en áreas de exclusión e intervenciones con restricciones, lo cual ha sido denunciado por la comunidad en reiteradas ocasiones.

Explicó que los procesos sancionatorios estuvieron suspendidos casi dos meses y medio (desde el 10 de mayo hasta el 22 de junio), debido a las recusaciones presentadas en su contra y de otro funcionario de la entidad e insistió en que el departamento de Córdoba se puede ver abocado a una emergencia sanitaria y ambiental al no contar con sitio de disposición suficientes.

Por su parte, los directivos de Urbaser, empresa encargada de la recolección de basuras en Montería, insistieron en que están cumpliendo con todo lo reglamentario que tienen una planta de tratamiento de lixiviados, que permite un manejo optimo de la situación.

Finalmente, la comunidad indicó que han tenido que bloquear el relleno, desde hace más de tres meses, con el fin de exigir las garantías necesarias para su vida y su salud, debido a las enfermedades que han tenido que enfrentar por la presencia de lixiviados y la contaminación ambiental.

  NOTICIAS RECOMENDADAS