Denuncian hacinamiento de detenidos en El Carmen

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

El hacinamiento en las salas de reflexión de la estación de Policía de El Carmen de Bolívar, está generando problemas de salud a los sindicados privados de la libertad.

De acuerdo con los reclusos, en las pequeñas celdas que miden 5 metros de ancho por 3 metros de largo se encuentran 30 personas, quienes deben compartir un solo baño.

Los hombres señalan que hay compañeros enfermos, entre ellos uno que tiene al parecer principios de tuberculosis y problemas pulmonares, por lo que temen que se propaguen enfermedades.

“Estoy enfermo pero no me han llevado al médico y eso me preocupa. También hay otros que tienen granos en la piel, pero eso a nadie le importa solo a nosotros mismos”, manifestó uno de los hombres.

Otros piden más atención médica y que las visitas de los familiares sean más frecuentes para poder encontrarse con sus hijos. “Muchas veces nos castigan a todos por lo que hace uno solo y el castigo debería ser individual”.

Indicaron que las condiciones en que se encuentran no son las mejores, les están vulnerando sus derechos, por eso piden que los trasladen a centros carcelarios para que sus familiares no sufran viéndolos en esas condiciones.

La situación se ha denunciado ante la Procuraduría Provincial de El Carmen y la Defensoría del Pueblo, pero aún no les han respondido.

Los 30 hombres internos en la estación de Policía, le piden al alcalde Rafael Gallo Paredes, que les suministre la alimentación ya que muchos de ellos comen una sola vez al día.

No hay convenio

Tras ser consultado, el teniente Cristian Vargas, comandante de la estación de Policía, dijo que debido al hacinamiento se han reunido con el alcalde, el secretario del Interior y directivas de la Cárcel de Ternera de Cartagena para la firma de un convenio.

“Los miembros de la oficina jurídica de la Alcaldía aseguran que el convenio no es viable porque existen supuestamente falencias, pero nos vamos a volver a reunir para llegar a una concertación y comenzar a evacuar a los enfermos”, explicó Vargas.

El oficial dijo que en la estación no hay celdas sino unas salas de reflexión, situación que han puesto en conocimiento de los organismo de control para que conozcan la situación que están padeciendo.

Vargas añadió que el plafón que está como techo de las salas está presentando hundimiento y teme que colapse y se presente una tragedia.

En cuanto a los problemas de salud, el comandante dijo que esa es una situación delicada, y hay días en que tienen que llevar entre dos y tres internos al hospital por los problemas que presentan.

Pero lo más grave que manifestó el comandante de la estación es que han dejado de realizar los procedimientos de captura a presuntos delincuentes que están en el municipio porque no hay espacio donde meterlos.

Por su parte, el secretario del Interior municipal, Álvaro Redondo, manifestó que esa es una situación que se está presentando desde hace mucho tiempo porque el Inpec no quiere recibir a aquellas personas a las que les han dictado medidas de aseguramiento de carácter intramural porque no hay cupo en las cárceles.

Teniendo en cuenta lo anterior, Redondo dijo que el municipio optó en algún momento por firmar el convenio pero aún no han decantado la figura jurídica para desarrollarlo, puesto que el municipio tiene claro realizarlo pero eso no es competencia de la Alcaldía sino del Inpec y los juzgados.

En lo que respecta a la alimentación de los sindicados, el funcionario precisó que el municipio no cuenta con establecimiento carcelario y no existen recursos para asumir esa responsabilidad.

Para evaluar la situación de salud que denunciaron los retenidos, van a enviar una comisión de la Secretaría de Salud municipal para que realice una inspección y determine qué acciones tomar.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Bolívar

DE INTERÉS