Bolívar


En Zambrano combaten basureros satélites con campaña ambiental

Los basureros satélites se han convertido en un problema de salud pública, por eso comenzaron a ser erradicados por la Alcaldía y la Inspección de Policía.

LILA LEYVA VILLARREAL

29 de diciembre de 2019 11:46 AM

El incontrolable aumento de los botaderos de basura satélite que se han generado en diferentes sectores del municipio de Zambrano, los cuales se han convertido en un problema de salud pública, comenzaron a ser erradicados por la Alcaldía y la Inspección de Policía, quienes en dichos lugares instalaron vallas con los textos ‘prohibido botar basura’.

Esta labor se adelanta, según Luis Adolfo Salazar, inspector de Policía del municipio, para erradicar los sitios que la comunidad utiliza para arrojar todo tipo de desechos que conllevan al aumento de vectores, animales y roedores en gran parte del municipio.

“Debemos tomar conciencia del daño que le estamos haciendo al medio ambiente, pero sobre todo a los cuerpos de agua, a la salud de las personas y hasta de los mismos animales, los cuales se meten allí y se comen parte de esos desechos descompuestos”, dijo el funcionario.

Agregó que también van a realizar un control sobre las personas que diariamente los recogen en las casas y luego los arrojan sobre la margen derecha del río Magdalena, la ciénaga y los jarillones que rodean la población.

Salazar dijo que deben, desde la Administración, buscar otras alternativas para ayudar a quienes viven de esa recolección para que no sean multados por la violación al Código de Policía, porque lo que ellos comenten es una falta tipo 4.

La instalación de las vallas fue una iniciativa que le gustó mucho a la comunidad, la cual celebró la erradicación de lo botaderos, ya que en sus viviendas pululaban los olores putrefactos, que ya estaban afectando la salud de algunos habitantes.

La jornada fue apoyada también por la Defensa Civil, quienes junto a la comunidad recolectaron los desechos para disminuir los riesgos que puede estar corriendo la comunidad.

“Apoyamos este proceso porque es para nuestro beneficio”, dijo Rafael García, habitante de la calle de La Albarrada.

García agregó que la presencia de desechos aparte de afectarlos en su salud también afecta el agua del afluente que es utilizado en muchas poblaciones ribereñas a través de los sistemas de acueducto, aunque cuenta con sistemas de tratamiento no es completamente descontaminada, por eso no deben arrojarle más basura.