Protestan para pedir renuncia del gerente del hospital de Turbana

04 de marzo de 2019 12:00 AM
Protestan para pedir renuncia del gerente del hospital de Turbana
Trabajadores de la ESE decidieron protestar. Consideran que es inhumana la forma como la gerencia trata a los empleados y a los enfermos de Turbana. //cortesía

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Los habitantes de Turbana y los empleados de la ESE Hospital Local de esta población, sostienen que con la situación por la que está atravesando este centro asistencial, el gerente de la entidad Jáder Jácome, no tiene ninguna razón para seguir en el cargo. “Debe renunciar ya”, expresaron algunos.

Desde el viernes pasado, varios de sus empleados hacen plantones, tras no encontrar ninguna respuesta de parte de Jácome, quien, según ellos, les debe varios meses de salarios, cesantías, aportes a la seguridad social y pagos por trabajos de mantenimiento.

Además, tras una millonaria inversión en la infraestructura de la ESE, los trabajadores y los pobladores señalan que estos han quedado mal hechos, y de eso puede dar cuenta la secretaría de Salud departamental.

Los turbaneros solamente reciben atención de urgencias, pues desde hace un mes la ESE fue cerrada por la secretaría de Salud, por presuntas irregularidades administrativas; además, encontraron desacato de las medidas preventivas impuestas por esta cartera el año pasado, por lo que se recomendó tomar los correctivos para poder reabrir.

“Pero no se le ve gestión, ni intenciones de querer prestar un buen servicio”, dijo una habitante.

Hinelda Rodríguez Sarabia, líder comunal del barrio Bellavista, destacó que “para nadie es un secreto que este señor muy poco viene al hospital a ejercer sus labores. Para él los recursos nunca alcanzan, sin embargo, la gerente encargada Johana Ramírez (Jácome está de vacaciones) ha demostrado en los pocos días que ha estado, que sí se pueden hacer las cosas bien, hasta ha hecho gestiones muy importantes. A este señor la comunidad no lo quiere”, precisó.

Ana Susana Gómez, del barrio Alto Bosque, precisó que “los enfermos que llegaban cuando estaba abierto no los atendían por falta de insumos. No hay algodón, hilos para suturar heridas, ni jeringas. Todo hay que salir a comprarlo. Este hospital está todo remendado por culpa de él. Los niños no se han podido vacunar porque no hay orden para eso. Queremos que se vaya”, precisó.

Empleados de OPS aseguran que les debe hasta 6 meses, como es el caso de Alexánder Sacco, conductor de la ambulancia.

Se conoció también que tras un taponamiento en las cañerías y redes internas de baños, fue necesario contratar a un particular, el cual le cobró 600 mil pesos, desde mayo del año pasado, y aún no le ha cancelado esa deuda.

Midalis Polo Caraballo, auxiliar de enfermería, y Duris Marrugo, empleadas de planta, argumentaron que tienen salarios atrasados de hace varios años. Algunos no cuentan con el pago de su seguridad social, les adeudan primas, vacaciones y tienen muchas deudas por eso.

La comunidad de Turbana espera que el alcalde Senén Cantillo Paternina, y la secretaría de Salud se apersonen de la situación y le exijan al gerente que renuncie.

El Universal intentó comunicarse con Jácome, pero no fue posible. Sin embargo, este medio estará atento a sus declaraciones.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Bolívar

DE INTERÉS