Córdoba


Certificación 'el aguinaldo' del Gobernador a dos alcaldes en Córdoba

NIDIA SERRANO M.

10 de diciembre de 2015 12:00 AM

Los municipios de Cereté y Montelíbano serán certificados en materia de educación. Eso quiere decir que no dependerán de la Gobernación de Córdoba para manejar los recursos de nómina, contratación y designación de docentes pues estos serán girados directamente por el Ministerio de Educación a las arcas municipales.


Pese a la inconformidad que ha manifestado la Asociación de Maestros de Córdoba, Ademacor, el trámite se está surtiendo en la administración departamental y antes de finalizar el año quedará firmada la resolución de certificación.


El primero en poner ‘el grito en el cielo’ fue el alcalde de Cereté, Francisco Padilla Petro, quien sostuvo que desde hace cerca de tres años hizo la solicitud al gobernador Alejandro Lyons y que solo a pocos días de terminar su mandato es que se hace efectiva. Calificó el hecho como un gesto de favorecimiento al nuevo mandatario, Salim Chagui.

Intereses políticos
Padilla reconoce abiertamente que “su candidato perdió” y deja entrever que no le gusta para nada la idea de descentralizar la educación en su Municipio, aduciendo que se debe a intereses políticos.


En Montelíbano la oposición la están haciendo los directivos sindicales, quienes aducen que no están preparados para asumir el manejo de la educación y solventar todos los problemas que se registran por falta de logística, de docentes y de recursos.


La comunidad educativa protestó indicando que no se socializó debidamente. Advierten que son 23 mil estudiantes y 19 instituciones educativas, en zona urbana y rural, las que recibirá el municipio sin estar preparado para ello.


Directivos de Ademacor insistieron en que el municipio recibió 100 mil millones de pesos en regalías el último año y no invirtió un solo peso para la construcción de escuelas, ni para el mejoramiento de las mismas.

Por su parte, el secretario de educación de Córdoba, William Tapia, indicó que se están haciendo los trámites con el lleno de requisitos legales y que las condiciones han sido debidamente estudiadas para que los municipios puedan cumplir con cada una de las obligaciones que implica la certificación, tal y como lo están haciendo Montería, Sahagún y Lorica.

  NOTICIAS RECOMENDADAS