Regional


Denuncian amenazas de muerte en Puerto Badel

La mujer amenazada hace parte de un grupo de 200 familias, que invadieron un terreno presuntamente de propiedad del Estado.

RUBÉN DARÍO ÁLVAREZ P.

17 de septiembre de 2020 12:00 AM

Como Yeisi Velásquez se identificó una pobladora del corregimiento de Puerto Badel, jurisdicción del municipio de Arjona, quien aseguró haber sido amenazada en dos ocasiones durante esta semana.

La mujer hace parte de un grupo de 200 familias que invadieron un terreno presuntamente de propiedad del Estado.

La invasión se justificó en que la población no tiene suficientes viviendas para soportar el crecimiento demográfico, por lo cual hay casas donde viven tres y hasta cuatro familias.

Yeisi Velásquez, aclarando que no es líder comunal ni nada similar, contó que recién tomado el terreno, al pueblo se presentó el cuerpo antimotines de la Policía, Esmad, y arrojó bombas lacrimógenas que afectaron a la población infantil y a los ancianos.

Por esa razón decidió enviar una carta a la Defensoría del Pueblo, pero no alcanzó a enviarla cuando recibió una primera llamada a su teléfono celular, en la cual le anunciaron que la matarán.

“En una segunda llamada me dijeron que ya me tienen ubicada, que saben a qué hora salgo y a qué hora regreso. Que ya identificaron a mis hijas, a mis padres y a mis hermanos, a quienes también les conocen sus movimientos”, manifestó la campesina.

Anotó que se siente muy consternada por la situación, ya que, al igual que muchas mujeres en el pueblo, es madre cabeza de hogar, porque enviudó hace seis años.

“Ayer pasaron llamándome todo el día; y no entiendo la razón, pues aquí en Puerto Badel no hay terroristas, como nos calificaron los del Esmad el día que vinieron y nos ultrajaron verbal y físicamente”.

La secretaria del Interior de Arjona, Julibeth Meléndez, informó que el predio ocupado por las 200 familias es de propiedad privada, por lo cual los dueños interpusieron la denuncia y 48 horas después la Policía procedió a hacer el desalojo, como indican las normas.

En cuanto a las amenazas, sostuvo que la víctima puede presentar la denuncia en el despacho a su cargo, que luego lo remitirá a la Policía.