Regional


Mariela Arroyo Garcés, ejemplo de resiliencia

A través de la Asociación de Mujeres Constructoras de Paz, Mariela trabaja por la defensa de los derechos de las mujeres víctimas de la violencia.

EDITH QUIROZ

08 de marzo de 2022 11:00 AM

La sucreña Mariela del Cristo Arroyo Garcés es ejemplo de resiliencia, superación y liderazgo, alzando la voz por la defensa de los derechos de las mujeres víctimas del conflicto y por el rescate de las familias.

Luego de sobreponerse al episodio más doloroso de su vida, como lo ha sido ser víctima de violencia en el marco del conflicto, decidió un día romper el silencio, seguir adelante e iniciar un proceso de liderazgo que hoy tiene muchos frutos, los cuales comparte con mujeres sucreñas y de la Costa Caribe, que la llevaron a ser escogida como representante de Sucre en el Premio Mujer Cafam 2022.

Mariela relata que lo que vivió en 1988 fue una experiencia dolorosa, un proceso complejo, con muchos aprendizajes, pero tomó la decisión de empoderarse y posteriormente ayudar a otras mujeres que han vivido este flagelo.

“En el 2013 rompo el silencio y me doy cuenta que no soy la única mujer que pasó todo esto durante el conflicto. Decidí hacer una declaración ante la Fiscalía, recibí apoyo psicosocial y desde ese momento con un grupo de veinte mujeres surgió la iniciativa de la Asociación Supérate”, explica Mariela.

Desde entonces arrancó un proceso de organización en defensa de los derechos de las mujeres víctimas de la violencia y abuso sexual, el cual dio paso a diferentes iniciativas.

Según Mariela Arroyo, luego de dejar la capacidad instalada, la gestión de un predio y la Asociación Supérate debidamente organizada, decidió crear la Asociación de Mujeres Constructoras de Paz (Comtrupaz).

“Me gusta lo que hago, me encanta ayudar a las demás. Eso me motivó a convertirme en una lideresa defensora de derechos humanos, y en medio de las dificultades seguir adelante”, dijo Mariela.

La Asociación de Mujeres Constructoras de Paz (Comtrupaz) nació en el 2017 y hoy congrega a unas 500 mujeres de diferentes municipios sucreños, destacándose por un trabajo de liderazgo, empoderamiento sobre sus derechos y capacitación en áreas productivas a través de diferentes entidades y otras organizaciones sociales. Asimismo, la defensa y el rescate de las familias para prevenir todo tipo de violencia en los hogares.

Las mujeres se han formado en confecciones, elaboración de muñecas de trapo, en otras actividades, lo que les ha permitido no descuidar su núcleo familiar y contribuir para el sustento de este.

Precisamente, fueron las mujeres organizadas en Comtrupaz las que apoyaron su postulación al Premio Mujer Cafam, como representante de Sucre, en el que anoche se escogió a la ganadora.

“Doy gracias primero que todo a Jesucristo que es mi guía, a las mujeres que son mi gasolina, a mi esposo y mis tres hijos que siempre me han apoyado en todos mis procesos”, concluyó Mariela Arroyo.

  NOTICIAS RECOMENDADAS