El ejercicio es vital para enfrentar el cáncer

06 de febrero de 2019 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Los médicos y expertos en salud han explicado de distintas maneras la importancia de realizar actividad física para impactar de buena manera en la salud. Ahora, estudios recientes también han revelado lo significativo que tiene el deporte para evitar el cáncer y para tratarlo, por lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda como mínimo la práctica de 150 minutos de actividad física a la semana para empezar a sentir sus efectos.

Según cifras del Gobierno, en Colombia el promedio de personas que fallecen a causa de un tipo de cáncer es de 33 mil al año. Se ha identificado que el sobrepeso y la inactividad física hacen parte de los factores de riesgo que desencadenan en el padecimiento. Actualmente, múltiples estudios que se han realizado en pacientes demuestran que el ejercicio impacta de manera positiva la sobrevida; evidenciando que se ha convertido en una opción viable tanto para mejorar la calidad, como la supervivencia. Los pacientes que lo practican desde el diagnóstico y lo inician desde el primer día de quimioterapia, tienen mejor calidad de vida, mejor respuesta al tratamiento, menos diseminación de la enfermedad y mayor supervivencia.

Al respecto, el doctor. Javier Orlando Pacheco, Hemato Oncólogo y jefe del servicio de oncología del Hospital de San José detalló, “el cáncer se desarrolla en cualquier parte del cuerpo. Comienza cuando las células crecen descontroladamente sobrepasando a las células normales, lo cual dificulta que el cuerpo funcione de la manera adecuada; generando lugares con poco oxígeno (hipoxia), además formando nuevos vasos sanguíneos anómalos, cuando estos procesos aumentan generan mecanismos de resistencia a los medicamentos utilizados en las quimioterapias y aumenta la capacidad para diseminarse, es decir, la metástasis, así mismo aumentan los síntomas asociados con la enfermedad”.

Ejercicio

Pacheco, explicó que la actividad física contribuye a preservar el flujo sanguíneo en los vasos colapsados por el tumor lo que reduce la hipoxia, al mismo tiempo produce sustancias conocidas como mioquinas y óxido nítrico, que llevan a la reducción de la angiogénesis (formación de vasos sanguíneos). Este fenotipo también puede reclutar factores inhibidores de tumores, lo que lleva a que sean menos agresivos, disminuyendo la invasión y la capacidad de generar metástasis.

Francisco Andrés Puerto. Profesional en cultura física con énfasis en salud, explicó que “durante el tratamiento, el ejercicio físico mitiga los efectos secundarios de la medicación y la enfermedad como tal, ayudando a aliviar el dolor. El ejercicio aeróbico. Ha demostrado ser útil para contrarrestar la fatiga extrema, mientras que el ejercicio de fuerza, ayuda a evitar la pérdida de masa muscular, que es directamente proporcional a la capacidad del paciente para tolerar la quimioterapia, aumentando su supervivencia”.

El Envejecimiento y el ambiente aumentan los casos de cáncer

El envejecimiento de la población y los agentes medioambientales son las principales razones por las que actualmente se pueden ver más casos de cáncer hoy en día, explicaron especialistas.

En el marco del Día Mundial contra el Cáncer, que se conmemora este 4 de febrero, Ernesto Sánchez Forgach, fundador de la Asociación Mexicana de Mastología, explicó que el envejecimiento es uno de los factores por los cuales la gente enferma más de cáncer.

Esto, aunado a los estilos de vida, está incidiendo para que en la actualidad el cáncer sea una de las primeras causas de muerte a nivel mundial, mientras que en México es la tercera causa.

Explicó que actualmente 18 millones de personas al año son diagnosticadas con cáncer, de las cuales, 9,6 millones mueren “es decir diariamente 26.000 pacientes pierden la vida a causa de esta enfermedad”, dijo.

Sánchez Forgach detalló que las causas que producen el cáncer son diversas y pueden ser genéticas, físicas, químicas y biológicas.

“Heredamos ciertos genes que nos dan cierta predisposición a padecer cáncer, pero también agentes como el tabaco o el alcohol o virus como el Papiloma Humano o la hepatitis, son causas de cáncer”, señaló. Sin embargo, el especialista en cáncer de mama destacó que actualmente el sobrepeso y la obesidad también son desencadenantes del cáncer “e incluso, han sobrepasado al tabaquismo como factor de riesgo”, la buena noticia es que el abordaje para tratar el cáncer “ha evolucionado”.

“Hoy, por ejemplo, tenemos el conocimiento de la biología de los tumores, de su genética y su genómica con lo que podemos mejorar los tratamientos y hacerlos más personalizados”, aseveró.

En ese sentido se expresó Horacio Astudillo, médico doctorado en biomedicina molecular, quien aseguró que una de las alternativas más eficaces para el cáncer de mama, pulmón o colon son las terapias blanco o dirigidas.

Estas terapias actúan en blancos moleculares específicos que están asociados con el cáncer, a diferencia de las quimioterapias que actúan en todas las células que se dividen con rapidez, ya sean normales o cancerosas.

“Son terapias que funcionan en pacientes que incluso tienen la enfermedad en etapa metastásica”, asegura el experto. Para ello, ha sido necesario el estudio científico de los biomarcadores moleculares.

Explicó que los biomarcadores moleculares sirven para evaluar más de 400 genes del cáncer donde se pueden buscar casi 16.000 mutaciones o alteraciones genéticas en todo el tumor.

Este tipo de estudios han llevado a que muchos pacientes logren la remisión de la enfermedad y en algunos casos la cura, además de la que supervivencia para otros rebasa ya los cinco años.

Afectados
El cáncer de cuello uterino afecta principalmente a las poblaciones más alejadas y pobres, así́ como a mujeres del régimen subsidiado; a su vez, casi un 50% de las defunciones por cáncer de mama corresponden a mujeres del régimen contributivo.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Salud

DE INTERÉS