La luz de las pantallas en nuestra piel

09 de julio de 2020 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Según el Ministerio de Salud, la exposición a la Radiación UV, ya sea del sol o fuentes artificiales como las cámaras bronceadoras, puede llegar a producir cáncer de piel. Se le señala como el principal culpable de los casos de melanoma (un tipo de cáncer en la piel), que se han triplicado durante los últimos 30 años.

Con el confinamiento, aumenta la exposición a estos rayos a través de las pantallas de computadores, tablets y otros aparatos electrónicos, por lo que nos podríamos preguntar, ¿qué tan malo puede ser?

Al respecto, el doctor Santiago Ariza, presidente de la Asociación Colombiana de Dermatología Oncológica, ACDOC responde:

¿De qué manera nos afectan los rayos de las pantallas, qué órganos son los más afectados?

- En cuanto a las pantallas de los computadores, estas emiten bajos niveles de luz utravioleta, entonces no hay riesgo de cáncer de piel, a diferencia de la que producen las cámaras de bronceo, y la exposición al sol, que claramente se sabe que puede generar cáncer.

Las pantallas son seguras desde ese punto de vista, pero ellas emiten una franja de luz, o luz visible, que aunque no está asociada al cáncer de piel, puede producir estrés oxidativo. Esto puede llevar a estimulación de la melanogénesis, un proceso que puede conllevar a manchas en la piel, algunas que son muy difíciles de mejorar. Digamos que, en ese sentido, es un impacto cosmético.

Por otro lado, el ojo es el órgano más afectado por las pantallas, así que es recomendable hacer pausas de trabajo cada dos horas para relajar la visión.

¿Cuáles son las medidas de protección que podemos tomar?

- La luz ultravioleta B puede producir radiaciones o cáncer y la luz ultravioleta A, estrés oxidativo, envejecimiento prematuro, o queratosis solares.

Para cuidarse, si es una mujer que tiene manchas, puede usar protector solar para que la luz no las empeore; asimismo, hidratar la piel.

Deberíamos tomar más luz del sol, ¿a qué horas y de qué manera?

- Estamos teniendo una disminución al tomar el sol y eso no es bueno. Sí podemos tomar el sol pese al confinamiento. Podemos hacerlo unos minutos en la franja entre las 8 y las 10 de la mañana, esas son las horas recomendadas.

Si nos exponemos, por ejemplo, a la 1 de la tarde, tendremos cuatro veces más radiación que si nos exponemos a las 9 de la mañana.

Tenemos que exponer gran parte de nuestro cuerpo a los rayos solares; extender los antebrazos, la v del cuello y la cara durante unos 15 minutos a 20 minutos, 3 veces a la semana.

De esta manera podemos producir un poco de vitamina D.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Salud

DE INTERÉS