Tenga en cuenta esto antes de consumir cannabis medicinal

23 de agosto de 2019 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Colombia está regulando el uso de la marihuana con fines medicinales y muchos están interesados en este mercado no solo como empresarios, sino como consumidores. 247 licencias han sido entregadas, pese a que solo se aprobó un cupo de 1,2 toneladas para el país.

Desde el punto de vista médico, los interesados en usar cannabis medicinal deben tener información y herramientas para entender e informarse de manera adecuada sobre todo lo que la rodea. Martha Oyuela, vicepresidente de salud de la Organización Khiron, explica algunos puntos a tener en cuenta:

¿Qué riesgos podría tener
el cannabis medicinal?

- Al ser esta una industria naciente, y muchas veces considerado un tema tabú, es necesario informar a las personas de manera seria, responsable y objetiva. Si bien existen algunas precauciones y consideraciones que están asociadas al uso de cannabis medicinal, aún hay varias que requieren más debate e investigación. Un ejemplo de estas es el impacto del cannabis medicinal en el embarazo y la lactancia, que suele relacionarse como factor de riesgo de un bajo peso al nacer; así como de la acumulación de cannabinoides en la leche materna.

Otro tema debatido es el vínculo entre el consumo de cannabis y la psicosis. Algunos investigadores sugieren una susceptibilidad genética y una correlación entre el uso de THC, el cannabinoide psicoactivo del cannabis, y la psicosis. En este caso, es aconsejable que los médicos realicen un análisis más detallado de los riesgos y beneficios del uso de cannabis a partir del caso puntual de cada paciente.

Frente a las enfermedades cardiacas, el uso bajo de cannabis puede causar taquicardia leve y aumentar la presión arterial, mientras que el uso a largo plazo puede provocar que la presión arterial disminuya. Los pacientes con hipertensión no controlada, cardiopatía isquémica (susceptibilidad a taquicardia) u otras afecciones cardíacas deben someterse a consultas adicionales y evaluación de riesgos antes del tratamiento con cannabis. No obstante, la hipertensión controlada no se considera una contraindicación per se.

¿Para qué tipo de enfermedades está recomendado?

Los medicamentos con cannabis varían de acuerdo con sus niveles de THC y de CBD. Recordemos que ambos son componentes de la planta y su principal diferencia es que el THC tiene efectos psicoactivos mientras que el CBD no.

Tratamiento rico en THC: analgésico (dolor crónico), antiemético (evita náuseas y vómito), dolor asociado al cáncer, estimulante de apetito (cáncer, VIH, anorexia), problemas para dormir, fibromialgia, migraña y dolor de cabeza, estrés postraumático.

Tratamiento equilibrado de TCH y CBD: trastorno de estrés postraumático, espasticidad, fibromialgia.

Tratamiento rico en CBD: epilepsia, ansiedad, depresión, psicosis, enfermedad de Parkinson, enfermedad inflamatoria intestinal, artritis reumatoide, osteoartritis.

¿Cómo enfrenta el personal médico la pregunta de un paciente que quiere consumir este tipo de medicamento?

- Alrededor del cannabis medicinal hay un número importante de mitos, los cuales se deben debatir y contrarrestar de manera oportuna para evitar desinformación y falsas expectativas.

Para combatir esto, se han venido desarrollando programas globales de educación a médicos especialistas en torno a la prescripción segura, responsable y ética de cannabis medicinal que se ejecuta a través de eventos académicos, cursos o alianzas estratégicas con agremiaciones médicas.

De esta manera, se ha ido capacitando a los distintos prescriptores en el país frente a las indicaciones de cannabis medicinal, la dosificación, titulación, abordaje integral, efectos secundarios, evidencia actual y educación que deben recibir los pacientes, entre otros. Lo anterior, para que cuando un paciente pregunte sobre estos medicamentos los profesionales de la salud les puedan dar una respuesta informada y responsable.

Esto no solamente da herramientas a los doctores para abordar la prescripción del medicamento, sino que resalta la importancia de verificar el producto, ya que hay muchos productos artesanales en el mercado que no tienen respaldo científico ni con la calidad necesaria, los cuales pueden llegar a manos de los pacientes y es necesario generar conciencia de los efectos contraproducentes de recurrir a esto.

¿Desde qué edad se puede consumir?

- Esto depende de la patología. Desde la edad pediátrica, específicamente en epilepsia, se ha demostrado que el cannabis medicinal reduce la frecuencia y gravedad de las convulsiones y mejora el manejo de la enfermedad y la función cognitiva.

Se han descrito algunos efectos secundarios. Dentro de los más comunes están la somnolencia, fatiga, mareos, náuseas, ansiedad, y alteración de la función motora. Por su parte, los menos comunes son los dolores de cabeza, hipertensión, visión borrosa y cambio en el apetito.

La mejor manera de mitigar los efectos secundarios descritos anteriormente es comenzar con dosis bajas y aumentar lentamente, por esta razón es fundamental el seguimiento y titulación de los pacientes en manos de médicos entrenados y expertos en el manejo de cannabis medicinal.

Sin embargo, repetimos que cada paciente es único, y que es necesario que el médico evalúe de manera personalizada e integral la situación de cada persona y que el medicamento usado cumpla con los mejores estándares de calidad: la prioridad es la seguridad del paciente.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Salud

DE INTERÉS