"Cierro un capítulo más": Jasmín Álvarez se pronunció por primera vez

21 de junio de 2017 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La violencia que sufrió, los vejámenes a los que fue sometida. El duro proceso de recuperación, tanto físico como psicológico, y todas las situaciones diarias con las que le ha tocado lidiar luego que le dieran una golpiza que la dejó al borde de la muerte. Todo eso ha hecho que el nombre de Jasmín Margarita Álvarez Romero sea reconocido local y nacionalmente.

La joven se convirtió en un ejemplo de lucha y fue el motivo de marchas y protestas que rechazaban el maltrato contra las mujeres. “Yo soy Jasmín”, fue el lema de un movimiento que se gestó para apoyar a la estudiante de 24 años.

Y con ese logo está marcada la carta digital en la que Álvarez quiso, por primera vez, expresarse ante la opinión pública. En esta, da gracias a todas las personas que se solidarizaron con su caso y que la han apoyado en todo el proceso, además de pedir también que se respeten los derechos de las mujeres.

El escrito lo envió ayer, solo cinco días después de que la justicia condenara a su agresor por tan infame actuación. Se trata del taxista Meruan Wong, condenado el jueves de la semana pasada a 18 años y 3 meses de cárcel, por los delitos de feminicidio en grado de tentativa, intento de abuso sexual y secuestro simple.

La condena se dio luego que el joven de 27 años hiciera un preacuerdo con la Fiscalía en busca de una rebaja de pena. El conductor reconoció que el 21 de enero pasado recogió a Jasmín en su taxi en el sector de La Castellana. La golpeó, se desvió del camino hacia Crespo (a donde Jazmín le pidió que la llevara), y luego la dejó abandonada en un paraje.

La joven fue hallada moribunda al siguiente día y llevada a una clínica. Estuvo en coma y luego de salir de ese estado tuvo que aprender a caminar y a hablar. Hasta le tocó aprender a sostener su cabeza.

“Toda la fuerza, apoyo, cariño y esperanza que recibí de parte de ustedes en los duros momentos que he logrado ir superando con la ayuda de Dios, los servidores de la salud y mi familia, no pueden compensarse con un simple agradecimiento, pero tengo y siento la necesidad de expresarlo. Hoy, cuando la justicia ha actuado, cierro un capítulo más de esta tragedia que marcará para siempre mi vida, pero de la cual tengo la fortuna de salir fortalecida en cuerpo y alma. No puedo evitar pensar también en las otras mujeres que no tuvieron la oportunidad que hoy tengo, de volver a abrazar a mi familia y de escribir estas líneas, con el corazón lleno de emociones, esperanza y sobre todo, gratitud. Una gratitud inmensa que llena en estos momentos mi corazón y me ayuda a sanar cada día mi espíritu y mi humanidad”, indica Álvarez Romero en uno de los apartes de la carta.

La joven también agradeció el apoyo brindado por distintos medios de comunicación, que estuvieron pendientes de su caso y de las marchas de apoyo hacia ella y de rechazo por lo que le ocurrió.

“Ya hoy salgo a la calle y veo con otros ojos, he aprendido muchas lecciones, y no puedo más que dar las gracias. Veo los rostros de tantas personas que quizás participaron en las marchas, que se solidarizaron de corazón en las redes sociales, de mis amigos, de los míos. Deseo que ese sentimiento de solidaridad no muera y que cuando otras como yo decidan salir al mundo, todos seamos guardianes de su libertad. Es en tiempos como estos que la gente siempre pregunta si hay algo que puedan hacer. Lo que necesitábamos ya nos lo han dado, y les estaremos como familia por siempre agradecidos con todos ustedes. Una  vez más, gracias por todo su apoyo”, finaliza diciendo en el escrito.

A Jasmín aún le quedan muchas cosas por enfrentar en su proceso de recuperación, pero ahora lo hará teniendo la tranquilidad de saber que el hombre que estuvo a punto de matarla y violarla, estará encerrado en la Cárcel de Ternera durante 18 largos años.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Sucesos

DE INTERÉS