Sucesos


Dos niñas se ahogaron en caño de Cicuco, sur de Bolívar

Las menores habrían ido al caño en busca de barro para una tarea. Hallaron el cadáver de una de ellas.

REDACCIÓN SUCESOS

07 de marzo de 2020 12:00 AM

La desgracia arropó a dos familias en el municipio de Cicuco (sur de Bolívar), luego de que dos menores desaparecieran en un cuerpo de agua y apareciera el cadáver de una de ellas.

Las niñas fueron identificadas como Desireth Sampayo Anaya, de 11 años; y Sandra González Mejía (muerta), de 13, quienes estaban en el caño conocido como El Violo.

Al conocerse la noticia de la desaparición de las menores en el caño, la Policía se acercó a la zona y halló algunas señales de que ambas se bañaban, sin que nadie tuviera conocimiento.

¿Cómo sucedió?

Se conoció, por fuentes judiciales, que a las niñas, supuestamente, les dejaron una tarea en el colegio, que consistía en llevar barro para realizar manualidades en clase.

A una de las menores sus padres le compraron el material, pero a la otra se le habría ocurrido ir al caño para buscar el barro, para lo cual invitó a su amiga.

Todo parece indicar que cuando llegaron cogieron el barro de la orilla y se metieron a bañarse en el río, ya que afuera, en un terreno seco, encontraron la ropa de ambas.

“Se encontraron las prendas de vestir. Nadie confirma si las niñas sabían nadar o si una se lanzó al rescate de la otra. Estamos verificando algunas cosas, para dar una versión más clara de lo sucedido”, dijo una fuente cercana al caso.

Un cadáver

Las autoridades dijeron que una persona fue la que se percató de la situación y de inmediato se acercó a la orilla, donde varios pescadores comenzaron la búsqueda.

Al cabo de varios minutos, el sitio estaba lleno de curiosos que querían saber qué pasaba, mientras que se sumaban más pescadores a la búsqueda. Tras varios esfuerzos, hallaron el cadáver de Sandra, pero de Desireth no hay rastros.

Los padres de la niña que está desaparecida, se unieron a la pesquisa con la esperanza de que no haya ocurrido con la misma suerte de Sandra.