Sucesos


El extraño asesinato de un recluso de la Cárcel de Ternera

Abraham Romano era llevado por el Inpec al Atlántico, y en Santa Catalina lo balearon ocupantes de una moto. Hubo otros tres homicidios en Bolívar.

EDWIN TORRES PADRÓN

13 de febrero de 2021 12:00 AM

En Santa Catalina, Barranco de Loba, Marialabaja y Magangué hubo bala y muerte en menos de 24 horas. Cuatro hombres fueron asesinados en circunstancias aún no esclarecidas.

El hecho más confuso ocurrió en la mañana del jueves en el municipio de Santa Catalina, en la vía de La Cordialidad. En esa zona murió Abraham Romano Márquez, de 31 años y oriundo de Sabanalarga (Atlántico), mientras era trasladado de la Cárcel de Ternera a esa población por miembros del Inpec.

La familia de Romano Márquez cuenta que hace unos ocho meses, mientras él se encontraba con su mujer en esta ciudad, la Policía lo capturó en un allanamiento contra el tráfico de estupefacientes. Otras dos personas fueron retenidas con él.

Ante las restricciones por la pandemia por el COVID-19, los traslados a la Cárcel de Ternera disminuyeron y por eso Romano Márquez estuvo en una estación de Policía en Cartagena hasta hace unos días, cuando su abogado logró conseguirle en una audiencia virtual que un juez de Control de Garantías le diera el beneficio de detención domiciliaria.

Para que el traslado fuera oficial había que finiquitar una serie de requisitos y por eso Romano debió estar unos días en la Cárcel de Ternera. Allí estuvo hasta el jueves.

Ese día, a las 5 de la mañana, mientras iban por La Cordialidad, Abraham murió al ser atacado a bala. Una versión deja entrever que le dispararon los ocupantes de una moto cuando iba en un carro oficial del Inpec. Otra información indica que en Santa Catalina, mientras hacía el transbordo para otro vehículo, fue sorprendido por el pistolero.

Medicina Legal confirmó que el cadáver de Abraham Romano fue ingresado a la morgue por muerte violenta causada con arma de fuego. El Inpec no se ha pronunciado sobre este hecho.

Familiares de la víctima dijeron que residía en Sabanalarga y que estaba dedicado al comercio de cerdos.

Barranco de Loba

En el corregimiento de Portugal, fue atacado, el jueves a las 8 de la noche, el comerciante José Luis Meza Payares, de 39 años y residente en la localidad de Pueblito Mejía.

La víctima iba del municipio de Altos del Rosario a su casa en un vehículo marca Toyota cuando a mitad del camino se le cruzaron dos hombres en moto y uno de ellos le disparó a quemarropa y sin mediar palabras.

Meza Payares recibió un balazo en la cabeza y murió mientras era llevado al Hospital de Barranco de Loba. Su familia le dijo a la Policía que no tenía amenazas y que se dedicaba a la venta de gasolina, la cual compraba en La Gloria, Cesar, y comercializaba en Altos del Rosario.

La Policía investiga si el homicidio fue perpetrado por miembros de ‘los Ratones’, del frente Luis José Solano Sepúlveda, porque esa es su zona de influencia.

El pasado miércoles 13 de enero, miembros de la banda ‘los Ratones’ mataron a dos jóvenes e hirieron a dos menores en una incursión armada en el corregimiento de San Antonio, jurisdicción de Barranco de Loba. Dos semanas después, la Policía y el Ejército le dieron de baja en esa región del Sur de Bolívar a Bercelio Campuzano Arrieta, alias ‘el Ratón’ y cabecilla de ese grupo delincuencial.

Marialabaja

Horas después del crimen en Barranco de Loba, a las 2 de la madrugada de ayer, ocurrió el asesinato de Yarlin Antonio Soñet Martínez, de 39 años, en el corregimiento de San Pablo, en Marialabaja.

Todo indica, según las investigaciones de la Policía, que la muerte de Soñet Martínez habría sido en medio de una discusión por un litigio de tierras. Yarlin había llegado a San Pablo procedente de Santa Marta para arreglar la disputa por un predio de invasión.

Las versiones oficiales aseguran que cuando discutían, un hombre le disparó a Yarlin y le causó la muerte en el acto. Su cuerpo quedó en la calle del Cementerio, en San Pablo. Aunque el presunto agresor huyó, la Policía de Bolívar dice que lo tiene plenamente identificado. Es apodado ‘Manao’ y tiene 39 años.

Magangué

La tranquilidad que se vivía en el corregimiento de San Antoñito, en el municipio de Magangué, fue alterada en la tarde del miércoles cuando se escucharon varios disparos.

La Policía asegura que Saúl José Baldovino Payares, de 38 años, iba con su esposa en una moto. Había salido del poblado conocido como Barranca Yuca hacia Tacasaluma, ambos en jurisdicción de Magangué, y tras hacer una parada en San Antoñito, cerca de la cancha de fútbol, dos sujetos en una moto Bóxer se le acercaron y le dispararon a quemarropa.

Una versión señala que los sujetos, tras abordar a ‘Saulito’, lo habrían hecho bajarse de la moto y al caminar le dispararon. Sin embargo, hay quienes aseguran que los malhechores esperaron que se bajara del vehículo mientras lo esperaban y le dispararon sin compasión.

Baldovino Payares se dedicaba a comprar y vender reses para distribuir carne a las tiendas de la zona.

Cartagena
¿Atraco o sicariato? Bajo esas dos hipótesis se investigan las circunstancias que rodean el asesinato del comerciante Moisés De la Cruz Ávila, de 57 años, ocurrido el jueves a las 6 de la mañana en el barrio La María, sector Los Corales. Testigos dicen que la víctima abría la puerta de su ferretería, en un inmueble de dos pisos y de esquina donde también residía, cuando lo sorprendieron dos hombres en moto y uno de ellos, el parrillero, le disparó a quemarropa y sin mediar palabras.