Sucesos


En 24 horas, tres homicidios en riñas; van 75 en el 2020

Los hechos de sangre ocurrieron en los barrios España, La Candelaria y Nelson Mandela. Una de las víctimas fue baleada, la otra acuchillada y la última degollada. No hay capturados.

EDWIN TORRES PADRÓN

08 de diciembre de 2020 12:00 AM

Las riñas siguen siendo la principal causa de muerte violenta en Cartagena y sus corregimientos. De los cuatro homicidios que han ocurrido en lo que va de este mes, tres son violencia interpersonal, todos ellos en menos de 24 horas.

José Chiquillo Orozco, William Acuña Vivanco y Arnel Álvarez Rodríguez son las tres víctimas. Fueron asesinados en los barrios España, La Candelaria y Nelson Mandela, respectivamente.

Con esos tres casos, ya son 75 las muertes por violencia interpersonal en Cartagena este año. Octubre, con 11 hechos, es el mes con más homicidios por esa causa. En enero fueron 8 las víctimas, 6 en febrero, 7 en marzo, 8 en abril, 3 en mayo, 8 en junio, 5 en julio, dos de ellas en un mismo caso; 7 en agosto; 3 en septiembre y 9 en noviembre.

Bala y cuchillo

José Chiquillo Orozco tenía 34 años y cuatro hijos. Con ellos y su mujer residía en el barrio La Candelaria, sector Omaira Sánchez. Era vendedor de pescados y a eso salió el domingo cuando su familia lo vio por última vez.

Maritza Castellón, su compañera permanente, dice que volvieron a saber de José cuando le avisaron en la madrugada de ayer que a las 12:30 a. m. lo asesinaron por una calle cercana a la Cruz Roja, en el Barrio España. La Policía confirmó que le dieron un balazo en el tórax y murió cuando lo atendían en el Hospital Universitario del Caribe.

Aunque Maritza ignora las circunstancias en que le dispararon, para ella todo apunta a que el vendedor lo mataron por andar con otra mujer que tenía en Piedra de Bolívar, a quien solía visitar y de quien ella ya estaba enterada.

“Nunca quiso escuchar mi consejo de que eso no estaba bien. Yo asumo que estaba donde su otra mujer. Lo que le pedimos a las autoridades es que se busquen las cámaras de seguridad de la zona y se investigue por qué lo mataron”, dice Castellón.

Una versión deja entrever que Chiquillo estaría bebiendo con algunas personas conocidas cuando de un momento a otro discutió fuertemente con una de ellas. El sujeto se fue, pero regresó al poco tiempo armado y le propinó un balazo en el tórax.

La Policía Metropolitana de Cartagena dice que tiene información detallada de la persona que cometió el homicidio.

Del otro asesinato ocurrido en riña en el barrio La Candelaria se tiene información que la víctima, William Acuña Vivanco, le causaron una profunda herida en el cuello en medio de una riña.

Nelson Mandela

La primera víctima de un homicidio por riña en diciembre es Arnel Álvarez Rodríguez, a quien acuchillaron en la madrugada del domingo en el barrio Nelson Mandela, sector Campo Bello 2.

El albañil había llegado de Barranquilla el sábado en la tarde para compartir con sus familiares. Con su sobrino Rafael Caraballo Álvarez, de 33 años, se fue a tomar cervezas en un local cercano. Por motivos que desconocen sus allegados, tío y sobrino fueron atacados sin piedad. El primero de ellos murió casi en el acto y el segundo lucha por su vida en el Hospital Universitario por una grave herida que le causaron en la frente.

John Jairo Álvarez Rodríguez, hermano de Arnel y tío de Rafael, dice que lo que le han contado es que de un momento a otro llegó una persona airada y comenzó a hacer reclamo. De inmediato se fue contra “mi hermano, que estaba sentado, y lo atacó por la espalda con un cuchillo y le causó varias heridas”, dijo el familiar.

Agregó que “mi sobrino, al ver que su tío estaba herido en el suelo, también intentó atacar al agresor, pero este estaba armado y lo que hizo fue también clavarle el cuchillo en la cabeza. Fue tan fuerte que lo atravesó y está hospitalizado”.

John Jairo Álvarez precisó que el agresor está plenamente identificado por la Policía.