Sucesos


Habitante de la calle asesinado en Chambacú fue identificado

En los registros de Medicina Legal aparece como Julio Esteban Betancourt Meneses, de 33 años. Murió de una cuchillada en el pecho.

REDACCIÓN SUCESOS

22 de octubre de 2020 03:48 PM

Julio iba corriendo buscando dónde refugiarse. Se iba agarrando el pecho e iba lleno de sangre, pero de un momento a otro se desplomó. Eso es lo que relatan algunos testigos de este nuevo homicidio, ocurrido en un acto de intolerancia en Cartagena.

Algunos aseguran que tal vez intentaba buscar la avenida Pedro de Heredia para llegar a la estación de Policía del barrio Chambacú y ponerse a salvo, y de paso delatar a su agresor. Sin embargo, como le habían dado una cuchillada en el pecho, fue perdiendo la fuerza y cayó cerca de un poste en un lote baldío.

Eran cerca de las 4 de la madrugada del miércoles cuando el cuerpo de, a quien solo se conocía como ‘Julio’, fue hallado en ese lugar. Un testigo le aseguró a las autoridades que esta persona, un habitante en condición de calle, estaba dialogando con otro hombre, al parecer en la misma situación de calle, cuando de un momento a otro sacó un cuchillo y se lo incrustó en el pecho al hoy difunto. Una vez cometió este acto, el agresor se dio a la fuga hacia el barrio El Espinal.

Otros en el sector aseguran que estas dos personas, al parecer, discutían por el consumo de sustancias alucinógenas y, tras sostener una riña, fue Julio quien recibió la peor parte, al ser acuchillado a mansalva. La Policía Metropolitana de Cartagena no entregó reporte oficial del caso.

Sin reclamar

Desde del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses se informó que el cuerpo ingresó a la morgue en condición de no identificado. Sin embargo, tras hacerse las diligencias pertinentes para lograr establecer quién era el difunto, se corroboró que su identidad era Julio Esteban Betancourt Meneses, de 33 años y con cédula de ciudadanía No. 1218214561. Es natural de Cartagena, nacido el 27 de febrero de 1987.

La institución dio a conocer estos datos con el fin de que sus familiares puedan acercarse a la morgue, en el barrio Zaragocilla, al lado del Hospital Universitario del Caribe, y reclamen sus restos y así darle cristiana sepultura.

  NOTICIAS RECOMENDADAS