Hallan muerto a pescador que desapareció en Olaya

13 de marzo de 2019 06:24 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Los días de zozobra que vivían los familiares de Pedro José Sierra Reyes tras su desaparición terminaron ayer en la mañana, pero no de la mejor manera. El hombre fue encontrado sin vida en el caño Caimán, en el sector Ricaurte, de Olaya Herrera.

Pedro era oriundo del municipio de El Carmen de Bolívar y tenía años viviendo en Cartagena, pero solo un mes de residir en Ricaurte. Siempre se dedicó a la pesca, oficio que ejercía en compañía de un yerno y su hijastro.

Estos dos familiares de la víctima fueron en la madrugada del lunes a pescar sin Pedro, pero según ellos no les fue bien, al parecer, porque la fuerte brisa les impidió realizar su faena.

“Ellos llegaron y le dijeron a Pedro que no pudieron hacer nada porque estuvo mala la faena. Y él dijo que se iba a pescar de todos modos”, recuerda uno de los allegados del hoy difunto.

A pesar de la advertencia, Pedro decidió irse a probar suerte. “Su mujer le dijo que no fuera, pero ajá él -Pedro- insistió. Por eso su mujer le pidió acompañarlo, pero no aceptó”, dice una cuñada de Sierra Reyes.

“Fue terco”

Aunque Pedro José tenía una platina en su pierna izquierda que impedía que caminara normalmente, se arriesgó a ir en contra de los consejos de sus familiares y de la naturaleza.

A las 9 de la mañana de ese lunes, Sierra Reyes salió de su casa con el trasmallo y cuando llegó al caño conocido como Caimán se subió a su barca para iniciar su faena. Con remo en mano emprendió su viaje hasta el punto donde normalmente pescaba.

“Esa embarcación que él utilizaba es muy ‘celosa’ -de fácil volcamiento- y para rematar él no podía caminar bien porque tenía una platina”, expresaron los dolientes. Eso, junto a los fuertes vientos que hacían en ese momento, provocaron presuntamente que Pedro cayera al agua y desapareciera”, analizan los familiares.

La búsqueda

En vista de que Pedro no aparecía y no llegaba a casa, sus familiares se pusieron en labores de búsqueda con los vecinos y pescadores del sector para que los ayudaran a encontrar al hombre, ya que decían que su cuerpo había sido arrastrado por la corriente hasta El Pozón.

Los esfuerzos de quienes buscaban eran infructuosos, razón por la que solicitaron ayuda al cuadrante del sector, quienes solicitaron la colaboración de Guardacostas, que también se unió a la búsqueda.

Con el pasar de las horas y de los días, la angustia de los parientes aumentaba. Sin embargo, la fe seguía intacta de al menos encontrar el cuerpo de Pedro. Y la espera dio fruto, pues a eso de las 7:30 de la mañana de ayer, algunos de los vecinos encontraron el cadáver de Sierra flotando en el cuerpo de agua, por lo que de inmediato lo llevaron a la orilla, donde miembros del CTI llegaron a realizar la inspección técnica del cuerpo.

Los encargados del procedimiento manifestaron que al hombre no le encontraron señales de violencia, a pesar de que tenía algunos moretones en el rostro.

Aunque el dictamen preliminar del deceso es por inmersión, expresaron que lo mejor es esperar el dictamen de Medicina Legal tras la necropsia.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Sucesos

DE INTERÉS