La pasión de la velocidad en moto llevó a John a la muerte

13 de agosto de 2019 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La pasión de John Héctor Gómez Anaya era conducir motos y tal parece que esa pasión por la velocidad es la que lo ha llevado a la muerte. El joven, de 17 años, sufrió un aparatoso accidente de tránsito en la noche del domingo en el sector Ricaurte, de Olaya Herrera.

Su abuelo materno Julio Anaya dice que John salió de su casa, en el callejón Yanez, a eso de las 9:30 de la noche para hacer lo que más le gustaba: manejar motos.

“Antes de salir de la casa, una prima le dijo que se dejara de esas cosas, que no manejara duro las motos, pero él lo único que le dijo es que eso era su pasión, que era lo que le gustaba”, contó ayer el dolido señor.

Una vez salió de la residencia, John fue a donde un amigo que le prestó la moto y comenzó a conducir muy cerca de su casa y sin el casco de protección. “Fue cuestión de minutos para que pasara todo, porque al rato se escuchó el estruendo y de una comenzaron los comentarios”, expresó Anaya.

A la casa de John llegaron a decirles a los padres y demás familiares que el joven se había accidentado y estaba delicado.

Contra el andén

Mientras el joven conducía, un carro supuestamente que iba en el mismo sentido que John lo adelantó y le cerró la vía, haciendo que él chocara de frente contra otra moto que se desplazaba en sentido contrario.

Ambos motociclistas cayeron, pero Gómez fue quien llevó la peor parte, pues su cabeza impactó contra el andén, dejándolo inconsciente. Sus amigos lo llevaron al Hospital Universitario del Caribe.

“Debieron atenderlo enseguida, pero no lo hicieron. Si lo ven que está botando sangre por la boca y los oídos debieron meterlo al quirófano de inmediato, pero no fue así. Por eso fue que murió”, anotó Anaya.

El conductor del carro, según los parientes del fallecido, no ayudó a los dos jóvenes y los dejó abandonado a su suerte.

John Gómez Anaya había terminado tanto el bachillerato como la carrera de técnico en montacargas en el SENA. Estaba a la espera de un contrato para empezar a laborar.

La Perimetral

Como Luis Enrique Ortega Ramos, de nacionalidad venezolano y residente en el barrio La María, fue identificado el otro motociclista que murió el domingo en la tarde en la Vía Perimetral, cerca de San Francisco.

Testigos del hecho dieron dos versiones de lo sucedido. La primera es que el joven se estrelló contra las barandas del puente por exceso de velocidad y la otra que un caballo se le atravesó. Las informaciones no han sido confirmadas por el DATT. El cadáver fue ingresado a la morgue de Medicina Legal, en Zaragocilla, pasadas las 5 de la tarde del domingo.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Sucesos

DE INTERÉS