Sucesos


Las extravagancias de alias ‘Plástico’ en la Isla de Barú

Al presunto narcotraficante lo hallaron en Barú con un séquito de mujeres que trajo desde Chocó.

REDACCIÓN SUCESOS

19 de noviembre de 2020 12:00 AM

Jorge Eliécer Castaño Toro, alias ‘Plástico’, uno de los presuntos financiadores con mayor poder en el Clan del Golfo, fue capturado en un operativo de película realizado por miembros de la Dijín mientras descansaba en una lujosa mansión en la isla de Barú, zona insular de Cartagena.

El narcotraficante habría comprado esa mansión unas semanas atrás en $5.000 millones, según quedó grabado en una de las interceptaciones telefónicas que le hizo la Policía.

Castaño Toro tiene 42 años y nació en Puerto Nare, Antioquia; es solicitado en extradición en Texas, Estados Unidos, por el envío de varias toneladas de droga que le fueron incautadas. En Barú lo hallaron con un séquito de mujeres que trajo desde Chocó.

Las autoridades le hallaron una colección de motos BMW, un carro de alta gama, un jeep, armamento, visores nocturnos y drones de vigilancia para reforzar su esquema de seguridad. Ni eso, ni las cirugías en su casa le sirvieron para evitar que fuera capturado el martes, a las 7 de la mañana.

Hace meses, la Policía y la DEA comenzaron a rastrear los teléfonos de ‘Plástico’ tras despertar el interés de las autoridades por las altas cantidades de droga que enviaba a Centroamérica y a Estados Unidos. Movía hasta ocho toneladas al mes.

El seguimiento le permitió a los investigadores enterarse de que ‘Plástico’ se hizo tres cirugías en la cara para que su apariencia fuera distinta a la foto con la que lo buscaban: se estiró el mentón, se engrueso la nariz y se modificó los pómulos y los párpados. La última intervención se la hizo hace nueve meses.

A Barú llegó en un avión privado con su lugarteniente, Darwin Abad Sierra, alias ‘Número 17’, quién también fue capturado y de quien las autoridades dicen estaba próximo a ser nombrado jefe del Clan del Golfo en los Llanos.

Capo de capos

Según la Dijín, este sujeto, reconocido en el narcotráfico desde el 2014, tenía comunicación directa con ‘Otoniel’, máximo cabecilla del Clan del Golfo, para manejar las principales rutas de narcotráfico y considerarse un hombre de alta confianza para esta estructura criminal.

‘Otoniel’ habría designado a ‘Plástico’ jefe financiero de narcotráfico, teniendo en cuenta su gran capacidad económica, la cual le permitía el sostenimiento de la estructura criminal, dado que en la zona de injerencia de él existen disputas y confrontaciones armadas por territorios con el Eln.

‘Plástico’ era el encargado de coordinar el envío del estupefaciente en lanchas rápidas por importantes corredores fluviales desde el departamento de Chocó (Golfo de Urabá, Titumate, San Francisco y Trigana) hacia Panamá, México y los Estados Unidos.

Esta organización criminal tenía la capacidad de enviar más de cinco toneladas mensuales desde el golfo de Urabá mediante esta modalidad. Las indagaciones indican que ‘Plástico’ se hizo varias cirugías estéticas para cambiar su apariencia facial y lograr evadir a las autoridades.

El individuo conocido como ‘Número 17’ también deberá responder ante las autoridades. Los dos son requeridos en los Estados Unidos por la Corte Distrital del Este de Texas, por tráfico de narcóticos.