Muere tras ser arrollado por una tractomula

18 de septiembre de 2017 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Pese a su avanzada edad, Rodrigo Torres De la Rosa luchó firmemente contra la muerte. El hombre tenía serias lesiones en la cabeza y el tórax tras resultar herido en un accidente de tránsito que ocurrió en El Carmen de Bolívar, pero el sábado en la tarde sus días de lucha acabaron.

El hombre de 74 años murió en una clínica en Cartagena, ocho días después del percance en el que encontró su mala hora.

Rodrigo Torres era comerciante y vivía con los suyos en El Carmen de Bolívar, de donde era oriundo. El hombre, quien deja tres hijos mayores de edad, tenía una finca y el 8 de septiembre pasado se levantó temprano para ir a esta.

Se cambió, desayunó y a las 5 de la madrugada de ese día salió de su casa, a bordo de su moto.

Por desgracia, una amarga sorpresa le tenía el destino. Al salir a la carretera Troncal de Occidente, en límites con Ovejas (Sucre), sufrió el accidente. Apenas entraba a esa vía cuando una tractomula, presuntamente, se metió en vía contraria e invadió el carril por el que transitaba el motociclista.

El pesado vehículo se le fue de frente y terminó impactándolo. Torres De la Rosa se fue contra el asfalto, mientras que su moto fue arrastrada por la tractomula, quedando destruida por completo.

El fuerte ruido que generó el choque hizo que vecinos de la zona salieran a ver qué había pasado. Fue entonces cuando varias personas vieron a Rodrigo tendido en el piso y lo reconocieron.

Algunos se encargaron de auxiliarlo y llamar a una ambulancia, mientras que otros fueron a avisar a sus parientes sobre lo ocurrido.
El hombre mayor fue llevado al hospital local de El Carmen, donde le prestaron los primeros auxilios. Allí llegó consciente.

“Suéltenme”, decía Rodrigo cuando lo atendían los galenos del hospital, recuerda uno de sus hijos. Este también indicó que su padre estaba consciente de todo lo que acababa de pasar.

Debido a la gravedad de las lesiones, Rodrigo fue trasladado a Cartagena en una ambulancia, para así recibir la atención médica especializada que requería. “Lo llevaron a la Clínica Madre Bernarda, pero allí solo duró cuatro horas porque no había camilla en la UCI. Por eso lo trasladaron a la Clínica General del Caribe”, explicó un pariente.

En ese centro médico, a Rodrigo lo tuvieron en un coma inducido. El hombre luchó por seguir viviendo, pero el sábado, a las 2:15 de la tarde, perdió la batalla.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Sucesos

DE INTERÉS