Murió joven luego de cuatro horas de paseo de la muerte en Montería

Murió joven luego de cuatro horas de paseo de la muerte en Montería
Thais Milena Martínez, víctima del paseo de la muerte. // Cortesía.

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Pasaron cuatro horas desde que Thais Milena Martínez Medina, una joven de 17 años, salió remitida desde el Camu de San Pelayo hasta que fue admitida en una clínica de mayor complejidad en la capital cordobesa. En ese momento ya era tarde y la joven murió.

La víctima de esta historia recibió una descarga eléctrica al caer un cable energizado dentro de la represa donde ella se encontraba bañando unos caballos, en la vereda Providencia, en el corregimiento San Isidro, zona rural del municipio de San Pelayo. En el mismo hecho otros dos menores resultaron heridos.

De inmediato fue llevada por sus familiares al Camu de San Pelayo, Córdoba. Allí fue recibida por la médica Ana Echenique Martínez, quien señaló que la paciente ingresó con diagnóstico de ahogamiento y debido a su delicado estado de salud, la entuba y ordenó su traslado de inmediato al hospital San Jerónimo de Montería.

Acompañada de la médica empezó el periplo. Primero llegaron al hospital San Jerónimo de Montería. La bajaron de la ambulancia, la alcanzaron a ingresar a la sala de urgencias, esperaron al médico de turno 20 minutos, la revisó, le proporcionó oxígeno e hizo una contrarremisión, pero no especificó a qué sitio debían llevarla. La razón que adujo es que en el hospital no había cama en la Unidad de Cuidados Intensivos.

De acuerdo con lo señalado por sus familiares, se fueron entonces a la Clínica Amigos de la Salud, pero allí la persona encargada de la admisión les dijo, luego de una larga espera con la paciente dentro de la ambulancia, que tampoco tenían camas disponibles en la Unidad de Cuidados Intensivos, UCI, y que por ello era mejor que la llevaran a la Clínica Montería. Ademàs señalaron que no tenían contrato con su EPS.

El tercer turno fue para la Clínica Montería. Allí tocaron las puertas, pero no les permitieron siquiera bajarla, con el argumento que tenían otro caso de gravedad y que no había forma de atenderla. Sin embargo, el médico fue hasta el vehículo, la revisó y sugirió llevarla a otro lugar, aduciendo que el servicio estaba colapsado y que tampoco había contrato con Emdisalud.

Desesperados ante el delicado estado de salud de la joven emprendieron la ruta hacia la Clínica Evaluamos, pero en el camino la paciente hizo un paro y murió.

Habían pasado cuatro horas recorriendo las distintas posibilidades sin que fuera atendida en ningún lugar, pese a que se trataba de una urgencia vital.

Con relación al estado de salud de los otros dos menores, de 15 y 13 años, se conoció que estos fueron remitidos al hospital Sandiego de Cereté donde se encuentran fuera de peligro.

Hasta el momento no hay un pronunciamiento oficial por parte de la Secretaría de Salud de Córdoba con relación al denominado paseo de la muerte. Sin embargo, preliminarmente se estableció que no se hizo el trámite correspondiente ante el Centro Regulador de Urgencias y Emergencias.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Sucesos

DE INTERÉS