Sucesos


Piden investigar muerte de mototaxista hallado en trocha de Turbaco

Fue identificado como Jhonatan Pérez Payares, de 29 años, y su cuerpo fue hallado colgado de una rama. Familiares y conocidos dicen que su moto no aparece.

Don Miguel Pérez estaba en la mañana de hoy en las afueras de Medicina Legal y aparentemente se le veía con mucha fortaleza. Sin embargo, en medio de un silencio dejó salir sus lágrimas y dice que no cree que su segundo hijo, Jhonatan Miguel Pérez Payares, se haya suicidado.

Recuerda que el pasado domingo su hijo lo visitó en su casa en el barrio Nelson Mandela. “Él fue con mi nieto a visitarme, lo hacía casi todos los fines de semana y hablamos de todo un poco. La verdad es que nunca lo noté preocupado, ni tampoco me habló de que tuviera algún problema”, aseguró.

Pérez Payares, de 29 años, vivía en el sector Ricaurte, del barrio Olaya Herrera en Cartagena, en donde era conocido como ‘Pata e’ palo’. Su muerte es hasta ahora un misterio, pues entre sus allegados y amigos se dice que jamás había tenido la intención de suicidarse.

Las autoridades hallaron ayer su cuerpo colgado de la rama de un árbol, cerca del barrio Villa Cádiz, en la variante Mamonal- Gambote, jurisdicción de Turbaco.

Varias versiones

El hoy difunto se dedicaba al mototaxismo y era muy conocido en el sector Ricaurte. Entre las versiones que se manejan es que, al parecer, habría recibido una llamada y lo habrían citado en la zona, muy cerca de donde lo hallaron sin vida. Hay quienes aseguran que la moto en la que trabajaba no aparece, por lo que se cree que todo se debe a un supuesto robo.

“Él tenía como especie de moretones en uno de los brazos y parece que tenía otra herida”, aseguró un testigo.

El padre de Johnatan, quien es taxista, sostuvo que siendo las 11:30 de la mañana de ayer jueves le avisaron que habían visto a una persona ahorcada con las mismas características de uno de sus hijos.

“Yo salí inmediatamente para allá, por los lados de Villa Cádiz. Y cuando llegué al sitio vi donde estaba colgado. Pero yo no puedo creer que mi hijo se haya colgado así”.

Ante esta situación, Miguel Pérez le pide a las autoridades que se investigue esta situación a fondo, pues hay muchas dudas en la forma cómo fue hallado el cuerpo de su hijo. De igual manera pide ayuda, pues asegura no contar con los recursos necesarios para poder darle cristiana sepultura, ya que desde hace varios meses ya no maneja taxi.

El Comando de Policía inició la investigación, sin embargo, dentro de su reporte, hasta el momento, esta muerte es producto de un suicidio por suspensión.