Pedro Covo Torres y sus ‘Apuntes de Cartagena’

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Cuando le pregunté cómo se adentró en la historia de Cartagena, sacó de algún lado de su escritorio un libro y me leyó la introducción.

Pedro Covo Torres es un reconocido neurólogo e historiador autodidacta, autor de al menos una docena de libros relacionados con su especialidad y otros sobre el pasado de La Heroica. ‘Esbozo de la Historia de Cartagena de Indias’ es uno de ellos y es allí donde narra cómo y por qué se interesó en esta disciplina de las ciencias humanas. Allí, en vez de poner en contexto al lector, hace un homenaje a quienes llama sus dos grandes maestros: los fallecidos médicos e historiadores Miguel Camacho Sánchez y Alberto Zabaleta Lombana, a quienes -en gran parte- debe su interés por lo que ha ocurrido en la ciudad a lo largo del tiempo.

Pedro era novio de Sofía, la hija del doctor Camacho, y “más de una vez su visita de enamorado acabó en clases de microbiología o historia de Cartagena”. De manera que muchos de los argumentos que le escuchó, como, por ejemplo, que “Heredia no fundó, solo conquistó y ocupó una ciudad que ya existía”, que “Colón fue quien le puso nombre a la bahía de Cartagena en un viaje secreto” o que “la india Catalina era una traidora”, lo estimularon a leer algunos libros “en el tiempo que le robaba a sus estudios de medicina”.

Pero no fue sino hasta después de su muerte que aprendió mucho más de él, pues unos años después, estando ya casado con Sofía, heredó la gran biblioteca que su suegro “atesoró a lo largo de su vida” y se dedicó a revisar la obra ‘Karmairi, crónica de Cartagena de Indias’, que Camacho había dejado en borrador. “En eso estuve más o menos por un año y medio, me tocó estudiar mucho, pero quedó listo para ser publicado y vio la luz en 2003”.

Y fue durante esa labor que encontró algunos apuntes de Miguel Camacho y Alberto Zabaleta sobre autores cartageneros. Contactó a este último y durante diez largos años, entre sábados, días de vacaciones e incluso incapacidades, en la misma biblioteca de su recordado suegro, concluyeron la obra ‘Bibliografía General de Cartagena de Indias’ (de Camacho, Zabaleta y Covo. 2007), después de superar varios obstáculos como la falta de apoyo para publicarlo.

“Por todo eso me metí en la historia. Entonces seguí trabajando y comencé a escribir sobre la historia de Cartagena y escribí la primera edición de ‘Esbozo de la Historia de Cartagena de Indias’, que se publicó en 2012; la segunda, en 2014; y ahora está próxima a salir la tercera. Son realmente ediciones, porque la segunda edición tiene más contenido que la primera y el 30 por ciento de las fotografías cambió. Lo mismo va a pasar con la tercera edición, que tiene más cosas. También tengo una novela que se llama ‘El sitial’, sobre la historia de Manga”, me cuenta.

A Covo Torres llegué gracias a una interesante cuenta en la red social Instagram, llamada ‘Apuntes de Cartagena’, que con publicaciones muy cortas enseña sobre la historia de ‘El Corralito de Piedra’, basada -en su mayoría- en las investigaciones y el libro ‘Esbozo de la Historia de Cartagena de Indias’, del doctor Covo. Esta iniciativa estuvo nominada en el concurso ‘Reconocimientos Mi Apellido es Cartagena’, organizado por la Sociedad de Mejoras Públicas, por promover el conocimiento del Patrimonio Material e Inmaterial de la ciudad.

“La idea surgió el año pasado, cuando mi hija regresó a Cartagena (desde Bogotá) a hacer el año rural. Ella llegó al aeropuerto y me preguntó: ‘Papi, ¿tú por qué no tienes un Instagram sobre historia de Cartagena?’. La respuesta mía fue: ‘Mija, yo ni siquiera tengo Instagram, eso no lo manejo’, y me dijo: ‘Yo te lo administro, yo te hago eso’. Y comenzamos. Hemos venido contando la historia de Cartagena cronológicamente, las leyendas, las historias de las calles, las películas filmadas aquí. Publicamos en promedio cinco ‘posts’ por semana, muy cortos pero nutritivos, de manera que quedas con una muy buena información”, dice.

La pretensión va más allá de una cuenta de Instagram. “Se viene una página web, una aplicación para móviles, conferencias... Ya dictamos la primera (en colaboración con el grupo ‘Lo doy porque quiero’ y con la Alianza Francesa de Cartagena) y vamos para la segunda el 15 de agosto. Queremos publicar libros, revistas, historietas...”, agrega Pedro y recalca que el equipo está conformado por toda su familia: sus hijos, David (cineasta), que ha tomado varias de las fotos para las dos últimas ediciones de su libro; Pedro (pintor), que se está encargando de hacer las ilustraciones para los eventos; y Sofía (médico), que administra la cuenta en la red social. “Mi esposa Sofía es quien me hace las observaciones sobre lo que escribo y son muy pertinentes, porque ella también escribe muy bien”.

Sobre la participación en el concurso de la SMP añade que fue una ocurrencia de sus hijos. “Ellos postularon el proyecto sin decirme nada y al final me tocó acompañar a David porque estaban de finalistas, sabía que no íbamos a ganar pero pensé que si nos daban un premio yo iba a ser el primero en rechazarlo, porque estábamos concursando con gente muy humilde, que tiene unas proyecciones sociales para reivindicar comunidades y nada puede ser superior a eso”.

Si bien no obtuvieron el reconocimiento, señala que lo importante fue difundir la iniciativa. “Nuestro objetivo es que la gente conozca la historia de Cartagena, que llegue a todo el mundo. Esto es algo que en los colegios debería ser obligatorio, porque si la gente la conociera se apropiaría de ella y probablemente tendríamos menos abusos y menos ‘acuarelas’ en la ciudad”, concluye.

Sus estudios en medicina
Pedro Covo Torres estudió medicina en la Universidad de Cartagena y concluyó sus dos últimos años de la carrera en el Hospital Noruego de Chicago, en Illinois, gracias a un convenio entre ambas instituciones. Se especializó en Neurología en la Santa Casa de Misericordia de Sao Paulo, en Brasil, donde también hizo maestría en epilepsia en la Escuela Paulista de Medicina. En España estudió medicina del sueño.

TEMAS

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Facetas

DE INTERÉS