Facetas


Shakira, Karol G, Belinda y todas las heroínas ‘benditas’

Son varias las artistas que han dejado en evidencia, a través de sus canciones, el estar despechadas, y aunque han sido criticadas por los jueces de las redes, ellas alzan su voz de heroínas.

REDACCIÓN FACETAS

06 de noviembre de 2022 12:00 AM

Por: Ledy Armírola Garcés - Especial para El Universal

Se acabó el mes de las brujas y no se me ocurre una forma más poética para cerrarlo que escribir sobre las mujeres que han decidido que calladitas no se ven más bonitas, ellas han prendido fuego a sus hogueras emocionales para transmutar públicamente su dolor y convertirlo en música, videos, arte, palabras, ruegos, likes, descargas y sí, dinero.

Shakira, Karol G, Belinda y todas las heroínas ‘benditas’

Karol G.//Foto: redes sociales.

Su despecho las ha convertido en heroínas para aquellas mujeres que se ven reflejadas en sus historias y en malditas para quienes aún siguen pensando que los duelos amorosos se deben llevar con prudencia, los cachos con sigilo y las lágrimas con pudor.

Han encarnado el poder y se han encargado de recordarle al mundo de que las hay, las hay, porque las mujeres con voz siempre han existido y nunca han dejado de espantar, aún siguen causando sospecha por sus bailes, sus elecciones, sus reuniones, su forma de vestir, de hablar y hasta de caminar.

Pero ya las hogueras no las queman, al mejor estilo de la madre de los dragones, prenden fuego para apuntar y señalar al culpable y si es posible reducirlo a las cenizas, mucho mejor.

El más reciente caso lo protagonizó Shakira con ‘Monotonía’, en su canción nos narraba su dolor y veíamos en el video cómo un cañonazo le rompía el pecho, dejándonos claro que no intentaba disimular su rabia o la tristeza que le dejó su relación y como las teorías conspirativas no han cesado desde su lanzamiento, muchos aseguran que no dejó ningún cabo suelto y desde la ropa hasta los zapatos podríamos reconocer en los detalles al mismo protagonista del video ‘Me enamoré’. Lee aquí: La dura dedicatoria de Shakira a Piqué en ‘Monotonía’

Pero Shakira no es la única que ha dado un paso adelante para gritar a los cuatro vientos su mal de amores, ya Karol G pregonaba en ‘Mami’ que lo que no sirve que no estorbe y sin tapujo le cantaba a un diablo: “pa’ la mierda y nunca vuelvas, que todo se te devuelva” ... Su decepción amorosa le aseguró el primer lugar en las listas musicales más importantes del mundo y por supuesto múltiples ganancias. Lee también: Con sangre y desnudos, así es Gatúbela, el nuevo video de Karol G

A romper el silencio

Las críticas y las burlas no se han hecho esperar para estas despechadas, y es que parece que a los jueces morales que abundan en las redes sociales se les olvida que los caballeros de la industria musical han llenado sus bolsillos hablando de infidelidades, vanagloriándose sobre sus conquistas y nadie se ha molestado en cuestionarlos, en pensar si se están comportando a la altura, si abren demasiado la boca, si las modelos de sus videos por “pura casualidad” tienen la apariencia de su ex novia o si aprovechan la coyuntura para mostrarse como las víctimas del momento.

Tal vez por eso ellas se hartaron de llevar con “dignidad” los cachos, en una sociedad donde se premia el silencio en nombre de mantener unida a la familia, porque para muchas mujeres todavía es preferible ser la oficial aunque de puertas para adentro todos sabemos que son tratadas como una más de sus antojos.

Al parecer, esta tendencia ya venía encabezada por la miss americana Taylor Swift, que para el 2015 denunciaba la misoginia con la que son tratadas las mujeres en la industria de la música, la artista y compositora, ganadora de múltiples premios, reclamó que los medios la redujeron a sus penas amorosas y a sus públicos romances, en detrimento de su talento y su evidente exitosa carrera musical.

La avalancha de críticas solo la impulsó a seguir escribiendo, en su canción ‘Blank Space’, Swift lo dejó muy claro: “Tengo un espacio en blanco, cariño, y en él voy a escribir tu nombre, soy una pesadilla vestida de fantasía”, algo muy similar nos cantaba la británica Adele en su exitosa ‘Rolling in the Deep’: “Cariño, voy a hacer arder tu cabeza”.

Para muchos algunas mujeres siguen utilizando “brujería”, porque enamoran, arrebatan y amarran a incautos y nobles hombres, a los que les doblegan su voluntad y nadie comprende cómo lo hacen, sin embargo, son claramente las culpables de que ellos se tatúen sus nombres, sus caras y hasta les compren diamantes de cifras inimaginables.

Lo cierto es que deben cargar un secreto, por eso para quienes no logran que el hombre de sus sueños caiga a sus pies, les recomiendo la oración de santa Belinda: “Santa Belinda de los amores, patrona de los enculados, reina de los amarres y del sapito encantado, te pido que me hagas el milagro para que se enamoren de mí y que mi nombre lo lleven tatuado, amén”.

Como dicen que el que peca y reza empata, aquí termino esta nota, no sin antes recordarles que se encomienden al cielo, porque el infierno ya está presente aquí en la tierra y, según muchos ardidos, tiene forma de mujer.

Comentarios ()

 
  NOTICIAS RECOMENDADAS