Suplementos


Mar de recuerdos en Navidad

Hace 19 años, el desfile Navidad Mar Adentro engalana con su color a Cartagena. Esta es la historia tras el evento que le da la bienvenida a la época más bella de año.

VALERIA VIAÑA PADILLA-EL UNIVERSAL

28 de noviembre de 2021 11:13 AM

El amor por la Navidad está en los corazones de miles y miles de personas en el mundo. Se trata de una tradición que, a pesar de ser norteamericana, ha sido adoptada por la inmensa mayoría de las naciones y generaciones en diciembre de cada año. Los colores, el brillo y la escarcha son evidencia de que la Navidad siempre es un buen propósito para celebrar. Lea aquí: [En fotos] Llegó el espíritu navideño con Navidad Mar Adentro.

Colombia, más específicamente Cartagena, no está exenta de la Navidad en el mar. El 30 de noviembre del 2002 nació un hermoso propósito para resaltar esa única fecha que, más allá de lo educativo, plasmó la idea de resaltar la identidad cristiana que caracteriza a muchas familias del Corralito de Piedra: se trata del distinguido desfile que engalana el Paseo Peatonal de Castillogrande y que adoptaron con el nombre de Navidad Mar Adentro, al bordear la Bahía de la ciudad. Sus integrantes son los mismos moradores de la Zona Norte quienes visten trajes llamativos para anunciar con fuerza que la Navidad ha llegado.

Historia de valores

La historia de Navidad Mar Adentro se inició hace 19 años como surgen las grandes ideas: con un propósito superior de trascender el proyecto educativo del colegio Aspaen a Cartagena, enmarcado los valores familiares y espirituales de la organización, en la celebración de los 30 años de Aspaen en Cartagena.

Según Soraya Jaime, rectora de Aspaen Cartagena, Navidad Mar Adentro perdurará gracias al trabajo de un gran equipo: los rectores de la época de ese colegio, que a su vez eran los voceros, ellos son: Prince Martínez, Icha de Bajaire y la misma Soraya Jaime.

Nombre marino

“Un concierto, un gran árbol, un pesebre, fuegos pirotécnicos y... ¿dónde?”, comienza emocionada Soraya al recordar los inicios del evento que justamente ayer celebró su vigésima edición y responde: ¡Pues en la Bahía de Cartagena, donde es casi que imposible no contemplar los cuerpos de agua! Como en las grandes ciudades del mundo, sus creadores realzaron la bahía y le propusieron a la ciudadanía iniciar una tradición familiar y abrir la temporada de Navidad con este escenario, es decir, el último día de noviembre. “Entonces, al igual que en la ciudad de Jacksonville, Florida, un desfile náutico con embarcaciones iluminadas de colores engalana la Navidad Mar Adentro cartagenera”, agrega. Lea también: El verdadero Santa Claus.

“El primero en visitar Navidad Mar Adentro fue el Capitán de Puerto de la época Nelson Fernández, quien no entendía de embarcaciones en este evento masivo al bordear la Bahía de Bocagrande”. ¿Por qué Navidad Mar Adentro? “En lenguaje marinero, Mar Adentro es el lugar en el que un marino prueba su destreza. Allí es donde verdaderamente compromete su talento y habilidad”, explica Soraya y añade: sueña y se entrega con generosidad a vivir sus ideales y a combatir las tormentas y el mar embravecido. “Para los pescadores, Mar Adentro es el lugar donde al echar sus redes, la pesca es abundante”, remata.

Reciba noticias de El Universal desde Google News

Con este simbolismo y en una ciudad como Cartagena, pedagógicamente hablando, esta tradición invita a los jóvenes a que “abandonen las playas cálidas y cómodas y se lancen a navegar Mar Adentro sin descanso y sin cansancio. Que zarpen, que alcen velas, que enfrenten tormentas pero que vivan sus sueños y conquisten sus ideales”, dijo el padre Javier Abad Gómez.

Uno de los propósitos de sus organizadores es a que los jóvenes sean marineros de sus propias vidas.

Comentan algunos de sus creadores que el haber convencido a este marino del sentido pedagógico para los niños y jóvenes de Cartagena de la metáfora, no fue tarea fácil, pero así fue como el 30 de noviembre del 2002 se realizó la primera Navidad Mar Adentro.

Desde sus inicios, la Armada Nacional apoyó la iniciativa de Navidad Mar Adentro para brindar esta tradición desde el agua a los cartageneros

Cada año transcurrido, Navidad Mar Adentro conquistaba a más enamorados, sobre todo a la Armada Nacional. Desde ese primer momento, esta organización apoyó la iniciativa y se contagió con la ilusión de brindarle esta tradición desde el agua a los cartageneros y visitantes.

Son muchas las anécdotas en el transcurrir de estas dos décadas entre angustias, llantos y alegrías. “No todo ha sido perfecto en cada desfile. Cuando sube la marea y, precisamente media hora antes de salir las calles se humedecen, sin contar los árboles que en numerosas oportunidades no eran lo que esperábamos en la adquisición, esa planeación hasta se convierte en desilusión, y al final ocurren momentos de dolor que impiden la asistencia y la participación de muchos cartageneros al tan esperado evento”, confiesa Soraya.

Reciba noticias de El Universal desde Google News

Un propósito de fe

De acuerdo con Soraya, pensar en Navidad Mar Adentro es pensar en tres componentes claves: primero, mirar al cielo y dar gracias a Dios por un año recorrido y por la fe que se mantiene viva. Segundo, disfrutar una tarde en familia donde grandes y chicos, ataviados con los colores de Navidad, con farolitos y gorros, expresan a través de este simbolismo el amor, la familia, la luz, la unión y muchas veces, el perdón por dificultades vividas en el año”. Y hay un tercero tremendamente importante: el componente social, que desde el primer momento ha tenido Navidad Mar Adentro, niños de escasos recursos participando del desfile, costureras humildes fabricando los vestidos del Parade, familias enteras paseando en las embarcaciones que en su momento tantos generosos operadores turísticos han suministrado. Y en estos últimos años, las generosas donaciones de alimentos, ropa, juguetes y frazadas que a través de Navidad Mar Adentro han llegado a numerosas familias.

2005
fue el año de reinauguración e iluminación de la Virgen del Carmen desde Navidad Mar Adentro.

Cada año el árbol adopta un nombre, árbol de la paz, árbol de la prosperidad, de la gratitud, de la esperanza, en fin. En el año 2005 se encendió desde Navidad Mar Adentro la reinauguración e iluminación del monumento a la virgen del Carmen. Han tenido el buque insignia Gloria fondeando en la Bahía, con la compañía del arzobispo Jorge Jiménez. Y es así como en cada desfile anual existe un motivo para homenajear y enaltecer.

La realización de Navidad Mar Adentro solo es posible con la unión, respaldo y apoyo de todas las fuerzas vivas de la ciudad.

  NOTICIAS RECOMENDADAS