Anticoncepción de emergencia, un acto de responsabilidad

27 de junio de 2019 04:52 PM
Anticoncepción de emergencia, un acto de responsabilidad
Cuando se utiliza en las primeras 24 horas, se garantiza la seguridad del método./ FOTO RF123

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Al hablar de métodos anticonceptivos, la baraja se presenta muy amplia y es la mejor manera para que la pareja y en especial la mujer, pueda disponer de un marco legal para disfrutar plenamente de sus derechos reproductivos.

El personal de salud, en especial los médicos y enfermeras capacitadas, son importantes para ayudar a las mujeres a elegir el mejor método anticonceptivo y brindar información sobre los diferentes métodos anticonceptivos de emergencia, indica la ginecóloga obstetra Clarena Ceballos.

En este sentido se puede afirmar que la anticoncepción de emergencia es la segunda opción, “el último chance”, para evitar un embarazo no deseado después de una relación sexual sin la debida protección, en casos de protección inadecuada; y en uno más desafortunado, como la violación o abuso sexual, porque es el único método que se utiliza después del coito.

Existe evidencia que desde 1850 A.C. las mujeres utilizaban diferentes métodos poco convencionales como emplastos de estiércol con miel, duchas de vinagre, y más recientemente, algunos más ligados a la creencia popular, como bailar, saltar o toser luego del acto sexual con el fin de evitar el embarazo, aunque claramente todos carecen de rigor científico y efectividad demostrada, indica la profesional.

Dentro de los métodos anticonceptivos que han demostrado disminuir el riesgo de embarazo se encuentran las tabletas hormonales, siendo las más conocidas y de mayor uso, éstas contienen Levonorgestrel y Acetato de Ulipristal, avalados por estudios científicos; también aparece entre las opciones el dispositivo intrauterino, situándose como el más efectivo de todos.

El desconocimiento en el uso correcto de la anticoncepción lleva a una protección inadecuada y por tanto aumenta el riesgo de embarazo no deseado. Según la Organización Mundial de la Salud, esto se presenta por desconocimiento y a continuación enumera algunos casos.

· Cuando se produce rotura, deslizamiento o uso incorrecto del preservativo.

· Olvido de tres o más píldoras anticonceptivas combinadas consecutivas.

· Retraso de tres horas en la toma de píldora de solo progestágeno.

· Retraso de 12 horas o más en la toma de la píldora de 0.75mg desogestrel.

· Más de 4 semanas de retraso en la aplicación de A. Medroxiprogesterona.

· Más de siete días de retraso en aplicación de inyectable combinado E+P.

Siempre debe recomendarse la anticoncepción de emergencia después de una relación sexual sin protección, sin tener en cuenta el día del ciclo, ya que nunca se puede descartar el riesgo de embarazo; es mejor utilizarla que enfrentar un embarazo no deseado, disponiendo de hasta 72 horas con Levonorgestrel para utilizarlo, siendo mucho más eficaz dentro de las primeras 24 horas.

Si bien la anticoncepción de emergencia es una realidad, continúan las altas tasas de embarazos no deseados, abortos inducidos, embarazos en adolescentes y embarazos de alto riesgo, debido a la existencia de barreras como disponibilidad limitada de los métodos y algunos requieren prescripción médica.

De otra parte, la doctora Clarena Ceballos asegura, que la falta de educación de los jóvenes, estudiantes y mujeres en edad reproductiva, mitos con respecto a los métodos y temor a ser juzgado, creencias religiosas, entre otras, continúan creando ideas erróneas al respecto, por lo cual es necesario trabajar en educación sexual y reproductiva y facilitar el acceso a los métodos de emergencia para mejorar la calidad de vida de las mujeres y los indicadores de salud de la población.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Revista viernes

DE INTERÉS