Revista viernes


Arte y decoración, combinación que aviva un ambiente

Una obra de arte debe brillar por sí sola y en los espacios decorativos, representa la personalidad de quien los habita.

REVISTA VIERNES

28 de octubre de 2021 04:48 PM

Es habitual que al hablar de decoración se explique cómo ubicar piezas en un contexto estético, es básicamente lo que se quiere, mantener una armonía en ese espacio y por tanto la disposición de cuadros y esculturas, merece especial atención.

Para los expertos, el arte y la decoración pueden ir unidos, respetando el mensaje que el primero lleva implícito, teniendo presente que una obra es por sí sola una pieza para admirar, más allá de los elementos que acompañen su entorno.

Una obra de arte puede estar representada en una pintura, un dibujo, esculturas y hasta fotografías.

Existe arte para todos los públicos y en ese concepto se puede pensar que una determinada obra adquiera la posición de elemento decorativo, aun cuando al ser creada no llevaba la consideración de ornamento.

También es conveniente aclarar que a través de la historia de la humanidad, las obras de arte han estado involucradas en el embellecimiento de los lugares más destacados. “Una de las características de la decoración, es que ésta vaya ligada a la personalidad de quien habite ese espacio, y una obra de arte de inmediato define a quien la posee”, indica la experta Aracely “Chica” Morales.

Todos los espacios son idóneos pueden resultar idóneos para la ubicación de una obra, explica, incluso un baño puede albergar una pintura o escultura, siempre que se evite su contacto con zonas húmedas, advierte esta hábil conocedora del tema.

De la misma manera aclara que con respecto a los marcos, se recomienda que estos mantengan un equilibrio visual, porque no pueden resaltar y tomar protagonismo, como tampoco restarle importancia al contenido artístico que encierran. Al ser neutrales, los ojos se van a posar en la obra.

En síntesis, las obras de arte se compenetran con el resto de recursos ornamentales presentes en el ambiente, por tanto, sin perder su valor cultural, pueden hacer parte de la decoración.

  NOTICIAS RECOMENDADAS