Cuatro hitos arquitectónicos de Montevideo

06 de junio de 2019 03:48 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Un espíritu curioso y muchas ganas de caminar es lo que se necesita para dejarse cautivar por Montevideo, pues tiene una interesante oferta de museos, centros y casas de cultura, parques y jardines que son una sugerente invitación para conocer los espacios del destino. El catedrático uruguayo, especializado en Arquitectura Patrimonial, William Rey Ashfield, recomienda visitar algunos de los edificios más emblemáticos para conocer sus detalles.

Los orígenes de la capital

De misterioso atractivo, la ciudad vieja de Montevideo posee una interesante historia que se aprecia en sus barrios con calles empedradas, veredas angostas y construcciones antiguas. Sus orígenes se remontan a la época de la colonia, cuando el rey de España ordenó al militar Bruno Mauricio de Zabala viajar a Sudamérica en 1724 para fundar la ciudad y con ello evitar que los portugueses continuaran su expansión en el territorio.

Ejemplo mundial de la belle époque

Para apreciar las mejores obras de estilo Art Decó, el barrio Ciudad Vieja en la capital es una gran muestra. En sus edificios resaltan elementos como vitrales, herrería, elaborados trabajos de carpintería y adornos de bronce, líneas y estructuras que atraen la atención de locales y visitantes, que muchas veces llegan para quedarse.

Un primer referente en la urbe es el edificio Rinaldi, en el que resaltan los dibujos en sus balcones y elementos decorativos. Ubicado frente a la Plaza Independencia, puede ser punto de partida para recorrer la Avenida 18 de julio, vía principal donde se encuentran algunas de las más importantes edificaciones históricas.

La arquitectura neoyorkina también tiene presencia en el país. Desde Estados Unidos fueron traídos materiales para ensamblarse en la capital uruguaya y construir el edificio Artigas. Destaca su fachada de mármol negro y su imponente puerta principal. Sin duda una obra que evoca a los grandes rascacielos de Nueva York, aunque a escala local.

Como tercer hito de la arquitectura, el Palacio Díaz merece una parada obligada para conocer su galería y elementos decorativos como el alero. Es importante en la historia pues abrió sus puertas para festejar el centenario de la Constitución de 1830.

Por último, vale la pena caminar hacia el malecón y dar un vistazo a las construcciones, pues reflejan una variante del Art Decó con detalles náuticos. Uno de ellos es el edificio Proalmar que evoca a los grandes buques con sus largas líneas horizontales y elementos náuticos como barandas y ventanas de portillo.

En los barrios de Montevideo se puede apreciar una interesante combinación de estilos arquitectónicos. Basta con caminar unos cuantos kilómetros por su casco viejo y alrededores para encontrar notables ejemplos de edificaciones antiguas y contemporáneas que se entremezclan y en cualquier momento hacer una pausa en la infinidad de bares y tiendas que se encuentran en el trayecto.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Revista viernes

DE INTERÉS