Revista viernes


El amor al ritmo de Fanny Lu

El video que acompaña el lanzamiento fue realizado en Medellín, por Nael y Justin, y cuenta una historia de una mujer decidida, que -con el apoyo de sus ‘aliadas’- emprende una búsqueda incesante del amor.

HEIDI LLANES

08 de abril de 2021 06:06 PM

Siendo una de las artistas más importantes de la escena musical colombiana, la caleña Fanny Lu tiene otra faceta muy bien definida, su trabajo por el empoderamiento femenino y la niñez del país.

Lo anterior se conjuga a la perfección con su arte, al tiempo que prepara su nuevo álbum, fue nombrada Embajadora de Buena Voluntad para los derechos de las mujeres y los niños por la Organización de los Estados Americanos (OEA).

Hace un poco más de tres lustros Fanny Lu impuso un estilo propio, desde “No te pido flores”, un éxito indiscutible, ha emprendido un camino largo no sólo en la música, sino en el amor y al sentarse a componer, siente que el empoderamiento es su tema principal, pero advierte que ahora está desde otra perspectiva y desde el merecimiento, el valor propio y la autoestima.

En ese orden de ideas, la cantautora entrega “Yo quiero un amor”, una canción que toca el tema del amor bonito, el ideal, no a nivel de perfección, sino el que hace feliz, acompaña, acepta y no quiere cambios.

Esa letra para Fanny Lu es la muestra de una mujer segura, que sabe lo que merece y que está dispuesta a buscar el amor hasta encontrar alguien que realmente la merezca. Su discurso es coherente con las causas que sigue y que ahora le dan otro sitial en el corazón de sus seguidoras.

La conexión femenina

Los temas que identifican a Fanny Lu a lo largo de su carrera se enlazan en ese tópico. Son tantos años de conexión con la mujer, que siente haber logrado el privilegio de hablarles al oído y a través de las canciones darles herramientas, porque decir las cosas con música es muy esperanzador.

“Empoderar con instrumentos que llegan al corazón es muy valioso y me siento privilegiada al tener un canal de enlace con la mujer y por eso cada vez que tengo la oportunidad de lanzar una canción, pienso mucho qué les voy a decir, lo que les voy a regalar y cómo las voy a acompañar, eso ha estado presente a lo largo de mi carrera y desde mi primera canción”, indica la artista.

El lanzamiento de “Yo quiero un amor” estuvo precedido de “En mis tacones”, otra canción de empoderamiento que invita a la empatía, toda vez que ponerse en los zapatos de alguien es como sentir lo que el otro siente. De otra parte la cantautora aclara que los tacones a veces son tan difíciles de manejar como la vida misma de una mujer.

Dentro de todas estas experiencias, llega a ser Embajadora de buena voluntad de la OEA por los derechos de la mujer, los niños y las niñas, con una estrategia muy humana que consta de cuatro pasos y que arranca por invitar a la mujer a amarse profundamente, para de esta manera exigir el amor más bonito y a la vez darlo.

Después, llegar al reconocimiento de los que han hecho en la historia, esta lucha por la equidad y la sororidad, todo basado en la filosofía de vida de Fanny Lu, en las letras de sus canciones para humanizar el tema del feminismo desde el corazón.

Fanny Lu se declara feminista, afirma que esto no es más que la certeza de la equidad de los géneros, porque se tienen las mismas capacidades de los hombres, por ende se tienen los mismos derechos, salarios y privilegios.

Advierte que con los años ha aprendido a amarse mucho, sin embargo viene de mucha sensibilidad, sin maltratos, ha sufrido en el amor, ha tenido inseguridades y le ha tomado tiempo convencerse de lo mucho que vale y es capaz de hacer para lograr independencia y certeza.

Con respecto a la situación actual, indica que ha sido muy dolorosa en todo el mundo, pero también ha sido de aprendizaje y como a lo negativo le saca siempre ese espacio esperanzador, en términos personales ha aprovechado para valorar su casa y hacer labores que reconfortan dentro de la misma acompañada por su familia. También aprendió a trabajar de otra manera, la tecnología ha sido su aliada y hasta los “abrazos” los disfruta con su gente a través de la pantalla.

En cuestión de música, si bien ha estado activa, las canciones están allí esperando para condensarse en un álbum, y orgullosa de un sonido que la ubica perfectamente en esta época, sin embargo conserva la esencia que la identifica desde sus inicios.

Tras 16 años de carrera, Fanny Lu tiene un balance positivo, siente que la vida es una eterna exploración, para encontrar caminos y lugares donde está la felicidad, aun cuando se dude de habilidades y fortalezas, ella busca todo lo anterior y ha tenido buenos resultados.

TEMAS