Revista viernes


Libres, responsables, felices

Los hijos responsables son capaces de tomar decisiones, de asumir riesgos y de reconocer sus propios errores.

PRINCE MARTÍNEZ

07 de octubre de 2021 11:55 AM

El tema de la libertad y de los derechos es de gran actualidad. Es muy frecuente hablar de defender esta capacidad del ser humano además de defender sus derechos: se oye por doquier defender la libertad de expresión, el derecho al desarrollo de la propia personalidad. Pero poco o nada se habla de responsabilidad. Ser responsable es asumir las consecuencias de las propias decisiones, respondiendo de ellas ante alguien.

“La responsabilidad es un valor de todo ser humano que cumple con sus obligaciones al hacer, decir u ofrecer algo con plena conciencia de sus actos; responsable es quien entiende las consecuencias de hacer o dejar de hacer lo que promete, sabe comportarse de manera correcta y garantiza el cumplimiento de los compromisos adquiridos generando confianza y tranquilidad entre la gente porque realiza correctamente su trabajo en el transcurso de su vida”. Es por esto de gran importancia educar los hijos en la libertad con responsabilidad. Además las personas responsables son más felices.

¿Cómo podemos fomentar la responsabilidad en nuestros hijos? El psicólogo infanto-juvenil Antonio Ortuño de Gestionandohijos.com deja claro que “la responsabilidad se lleva muy bien con dos conceptos clave: la felicidad y la inteligencia” y nos ofrece claves para construir esa responsabilidad día a día.

¿Por qué los hijos responsables son más felices?

Si pensamos en hijos a los que les damos todo hecho, que no tienen apenas responsabilidades ni decisiones que tomar, podríamos pensar que les estamos haciendo la vida más fácil y eso les haría felices. Incluso si pensamos en niños a los que les pedimos obediencia a nuestras normas podríamos pensar que también les estamos haciendo la vida más llevadera al dejarles bien claro qué tienen que hacer, cuándo, cómo.

Pero lo cierto es que nuestros hijos quieren ser protagonistas de su propia vida, sentirse capaces, útiles y competentes. Y en la medida en que se sienten capaces y protagonistas, tienen una autoestima más alta. Por eso, al no fomentar que nuestros hijos se responsabilicen de su vida les estamos diciendo: “tú no puedes”, “déjame a mí, que yo sé” o “no confío en ti”.

Lo que está claro es que los hijos responsables son capaces de tomar decisiones, de asumir riesgos y de reconocer sus propios errores. En definitiva, son más autónomos. Y, como nos dice Silvia Álava, otra experta de la plataforma de Gestionandohijos.com, “la felicidad está muy ligada al sentimiento de capacidad. Cuando los niños no saben resolver las cosas por sí mismos, eso va en contra de su propia felicidad”.

Hijos responsables que aprenden a tomar decisiones

Nos recuerda Antonio Ortuño que “la responsabilidad se construye de forma progresiva. A diario tenemos multitud de ocasiones para fomentarla”. Y se fomenta la responsabilidad, especialmente, dejando tomar decisiones. Porque lo cierto es que si pretendemos la obediencia (por ejemplo, que nuestro hijo nos haga caso y ordene su habitación) no dejamos al niño margen de decisión y, si no cumple lo que ordenamos, nos enfadaremos, estaremos desbordados emocionalmente... Esta escena tan típica, dice Antonio Ortuño, “es una oportunidad perdida para educar en la responsabilidad”.

¿Cómo podríamos dar la vuelta a esta situación? Podríamos dejar que nuestro hijo decidiera si organiza o no la habitación, pero controlando las consecuencias: si ordena puede ver la tele, si no, no podrá verla. Pero Antonio Ortuño deja muy claro que “las emociones deben ser las mismas, decida una cosa o la otra”.

Claves para educar hijos responsables

1. Dejar que nuestros hijos tomen decisiones y vivan las consecuencias de sus actos.

2. Hablar de las consecuencias que pueden tener sus actos si no cumplen una norma.

3. Conversar con nuestros hijos sobre sus responsabilidades y dejarles que se hagan cargo.

4. Permitir que resuelvan sus pequeños problemas.

5. Entender sus retos como formas de aprender.

  NOTICIAS RECOMENDADAS