Revista viernes


Los nativos digitales al banquillo

Investigaciones arrojan el coeficiente intelectual ha caído en un 7% en los últimos años.

PRINCE MARTÍNEZ

09 de septiembre de 2021 10:19 AM

“Es que hoy en día los niños nacen sabiendo”. “Son más listos que nunca.” Seguro se te hacen familiares estos y muchos otros comentarios relacionados con los niños al verlos actuar frente al computador y manejar con mucha destreza los celulares: “El niño te dice cómo hacerlo”. “Es que son mucho más inteligentes que nosotros”. ¿Es todo esto cierto? Veamos que nos dice José Antonio Lozano Diez, Presidente de la Junta de Gobierno de la Universidad Panamericana e IPADE, en una entrevista que dio hace poco en un programa semanal de la televisión mexicana liderado por el Grupo Formula.

Nos presentó un tema preocupante del que poco se habla y el cual, debemos tener presente sobretodo los padres de familia que están en la crianza de sus hijos, los educadores y por qué no, también los abuelos que tenemos mucho contacto con estos niños y jóvenes hoy en día. Veamos de qué trata.

El año pasado, en medio de la pandemia, un neurocientífico que se llama Michel Desmurget, publicó en Francia un libro que se llama “La fábrica de cretinos digitales”, libro que se ha convertido en un “bestseller”.

Sostiene el autor Desmurget, lo que se ha venido viendo en otros estudios recientes (hace cuatro o cinco años) y es que esta generación de niños es la primera que va a ser menos inteligentes que la de sus padres. Para afirmar esto el autor se basa en investigaciones realizadas en múltiples países alrededor del mundo que han comprobado que el IQ ha tenido una caída de un 7% en estos últimos años.

¿Qué es el IQ?

El IQ, para aquellos que no estén familiarizados con el tema, es la sigla en inglés para Intelligent Quotient, el coeficiente intelectual de cada persona. El coeficiente intelectual es una cifra con la que medimos la inteligencia. Para medirlo se suelen plantear una serie de pruebas en las que se incluyen problemas de todo tipo: de lenguaje, de matemáticas, espaciales, lógicos, etc. El resultado de 90-110 es el promedio de inteligencia normal. Menor o mayor de este resultado ubica a los que están por debajo o por encima de la media mundial.

Es bueno recalcar que desde que se han estado haciendo este tipo de investigaciones, aproximadamente 60 años, el IQ había tenido una subida continua, de un promedio de 3 puntos cada 10 años.

Esta fuerte caída es muy preocupante pues al reducirse la capacidad de pensamiento se pierde la capacidad para ser libre y al perderse esa libertad también se pierde la capacidad para ser felices. Una persona que disminuye su IQ es más vulnerable para enfrentar los momentos difíciles.

Los niños ahora son más listos pero menos pensantes.

Las causas

El excesivo uso de la tecnología, los videojuegos y más.

El lenguaje empobrecido. Se usa una. “k” en vez de “que”; no se usan palabras sino emoticones. Las palabras tienen que ver con el pensamiento: “El que no sabe decir, es como el que no sabe pensar”.

¿Qué hacer?

Esta es una llamada de alerta contra el uso abusivo de las pantallas, voz que tiene que ser acogida por los educadores. El Doctor Lozano ofrece unos consejos a seguir en especial para los padres de familia y profesores que tienen a su cargo la formación de niños en las edades tempranas cuando el cerebro está en pleno desarrollo.

Convivencia familiar: las personas hablar entre sí utilizando un vocabulario rico.

Lectura entretenida, obras de teatro.

El cuidado del sueño. Los niños duermen menos de lo que dormían antes debido a exposición de la pantalla como a los nuevos horarios. La falta de sueño influye en el desarrollo neuronal.

El cultivo de valores.