“La playa está bien, pero los vendedores son hostigantes”: turistas

21 de julio de 2019 12:00 AM
“La playa está bien, pero los vendedores son hostigantes”: turistas
La falta de capacitación y los abusos de los vendedores informales le causan problemas a los turistas y a los comerciantes autorizados. Luis Eduardo Herrán/El Universal

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La playa no es muy relajante a causa de los vendedores”; “la playa no es muy buena porque los vendedores incomodan demasiado”; “en la playa hay tantos vendedores que uno no puede estar tranquilo”. Así rezan decenas de comentarios de turistas en inglés, portugués y español sobre su experiencia en las playas de Bocagrande.

Esas citas provienen de una serie de “encuestas que hacen los hoteles de la zona para medir el grado de satisfacción de sus huéspedes. Cada hotel desarrolla un cuestionario propio, de acuerdo con su oferta de servicios, procesos e indicadores de gestión”, indica Mónica Mass, directora ejecutiva de la Asociación Hotelera y Turística de Colombia, capítulo Cartagena (Cotelco).

En el documento entregado por Mass aparecen 40 citas recopiladas entre enero y diciembre de 2018 y en todas se aprecia la misma conclusión: las playas de Bocagrande son agradables, pero los comerciantes resultan muy insistentes y tienden a agriar la experiencia.

Son ampliamente divulgados y reiterativos los casos de vendedores que abusan de los turistas, cobrando precios estrafalarios que no corresponden con el producto o servicio ofrecido. Un incidente reciente involucró a dos viajeras brasileñas que pagaron más de medio millón de pesos a un vendedor informal que les ofreció un paquete turístico, cuyo valor real era de $360.000.

Más allá de la mala impresión que se lleva el turista y de la mala publicidad que eso pueda representar para Cartagena como destino de vacaciones, hay un grupo de ciudadanos que también resulta afectado por esta realidad: los vendedores que sí poseen los permisos del Distrito para realizar sus negocios.

El carné los identifica

En las playas de Cartagena hay dos tipos de vendedores: los informales, que tratan de ganar un sustento a través del rebusque, y los carnetizados, que poseen un mayor grado de legitimidad ante las autoridades. Guillermo Ruiz, quien ha vendido sus productos durante 25 años, hace parte del segundo grupo.

Ruiz es miembro de Asobeflota, una de las 17 organizaciones que agrupan a los comerciantes carnetizados de las zonas turísticas de Cartagena. Cada una de ellas posee entre 40 y 50 miembros y se reúne quincenalmente para discutir los problemas que los aquejan. Uno de esos es que no saben cómo controlar los daños colaterales que las ventas informales provocan a su gremio.

“Hay que hallar un modo de que nuestro carné tenga peso. Nosotros estamos capacitados en ventas y turismo gracias al Sena y comprendemos que el turista tiene sus necesidades. También entendemos que la gente tiene que ganarse la vida y por eso recurre a las ventas informales, pero están afectando nuestros negocios”, señala Ruiz.

Es frecuente que los comerciantes informales carezcan del tacto necesario para aproximarse a un cliente potencial. Muchos de ellos abordan al turista al mismo tiempo y en grupo, continúan insistiendo luego de que les han dicho que no, e incluso se entrometen en su espacio personal. En algunos casos, se aprovechan de estas actividades para realizar estafas y robos.

Como consecuencia, los turistas se vuelven mucho menos receptivos a los servicios de los vendedores, tengan carné o no. “Los mismos hoteles les alertan que no compren a los que no tienen el documento, pero la forma cómo estos se acercan a los clientes nos deja ‘mal parados’ a todos”, dice Ruiz.

Él afirma que “si hubiera más organización y mayor intervención de las autoridades, habría menos problemas con la informalidad”.

El Universal intentó contactar a la Gerencia de Espacio Público de Cartagena para que se pronunciara sobre cómo se ha intentado dar solución a estas problemáticas, pero al cierre de esta edición no consiguió declaraciones al respecto.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS