¿Quién tiene la culpa del daño ambiental en El Laguito?

03 de septiembre de 2019 12:00 AM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

La muerte de miles de peces que se presentó en dos oportunidades en el barrio El Laguito, hace más o menos 15 días, encendió las alarmas del Distrito, las autoridades ambientales y la comunidad. Estos últimos, en medio de su deseo por salvar el cuerpo de agua, se dedicaron el pasado fin de semana a abrir un pequeño canal para conectar el lago con las aguas marinas de la zona y acabar con la falta de oxigenación que al parecer estaría provocando la muerte de los animales.

Por otra parte la Alcaldía, Cardique e incluso el ministro de Ambiente, Ricardo Lozano, se apersonaron de la emergencia e iniciaron un plan de acción que incluye la instalación de aireadores (que están funcionando desde el sábado) para permitir el flujo de oxígeno y un estudio (para determinar el porqué del hecho) que deberá estar listo hoy.

Sin embargo, mientras los resultados aparecen, si bien es plausible la iniciativa de la comunidad, al igual que la instalación de los aireadores, estos no constituyen una solución definitiva, tal como lo han afirmado las autoridades y algunos ambientalistas.

“Lo que está haciendo la comunidad es admirable pero no es la solución, es como estar dándole aire boca a boca a alguien que está ahogándose, pero lo que necesitamos es una máquina de oxígeno, en este caso es abrir la boca pero mantenerla abierta significa que hay que instalar una draga porque sino se volverá a cerrar”, explicó Rafael Vergara, ambientalista.

Los antecedentes

Ahora bien, lo ocurrido en El Laguito recientemente no es nada nuevo, en varias ocasiones se ha presentado el cierre de la boca del cuerpo de agua, este medio tuvo acceso a un informe en el que las autoridades aseguran que el espejo de agua ha quedado totalmente desconectado de la bahía y el mar desde el 2007, lo cual ha provocado la sedimentación e interrupción del flujo del agua de mar que se ha reflejado en una degradación en la calidad de sus aguas.

El documento indica que en el 2010, como producto del convenio interadministrativo 6105396, se hicieron estudios y diseños de alternativas para la estabilización de la boca de El Laguito y un sector de la línea de costa de la isla de Tierrabomba, que propuso la construcción de la trampa de sedimentos y el dragado del canal de acceso El Laguito, además de construir un nuevo espolón, denominado espolón 12, sobre la línea de costa del Hospital Bocagrande.

¿Un fallo olvidado?

Pero uno de los antecedentes que llama la atención es el fallo de sentencia del Consejo de Estado en contra del hotel Hilton, proferido el 6 de marzo del 2013 al resolver un recurso de apelación de una acción popular del 2006. El fallo, obliga al hotel a hacer los trabajos de descontaminación de El Laguito por “ser responsable de ese daño ambiental”. Al parecer, “el espolón de la izquierda además de ganar tierra para extender la propiedad del Hilton, tapona el espejo de agua, donde antes había que nadar para cruzar la boca de El Laguito, y paulatinamente se fue cerrando, ahora se pasa caminando y existe un taponamiento de casi 800 metros, permitiendo el crecimiento de mangle y flora típica de estas barras de arena”.

Según explicó Rafael Vergara lo que está provocando el espolón del Hilton se llama “factor de saltación”, es decir, la arena se acumula tanto en los espolones que termina migrando hacia otras zonas y provocando la sedimentación.

“Si el espolón del Hilton está lleno, está al tope, la arena llega hasta la punta, eso significa que está lleno el espolón, y se da el fenómeno. Es decir la arena se pasa para el otro lado y se cierra, por eso es importante definir el área de llenado del espolón del Hilton. Para que la boca dure más tiempo abierta hay que mantener el espolón a un nivel específico para que recoja la arena, además sería pertinente tener una draga para no permitir que se cierre la boca”.

Al consultar a el hotel Hilton por el fallo no pudimos obtener respuesta, sin embargo este medio queda atento a sus declaraciones.

Cardique
De acuerdo con el análisis hecho por Cardique, el lago tiene sobresaturación de oxígeno disuelto y se detectaron algunos metales, sin embargo los valores fueron relativamente bajos. Cardique concluyó que los resultados muestran que la problemática puede estar asociada a un déficit en el régimen hídrico, que puede tener un origen mixto y complejo, teniendo fuentes naturales (lluvias, propagación de algas, bacterias etc.) y antrópicas (cierre de la boca que comunica con el mar o vertimientos en el cuerpo de agua”.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS