Reubicación de viviendas en riesgo, una deuda histórica

16 de septiembre de 2019 09:00 AM
Reubicación de viviendas en riesgo, una deuda histórica
Durante 2018 la Oficina de Gestión del Riesgo de Desastres reportó 317 familias afectadas por calamidades, lo que representa un aproximado de 1.268 personas damnificadas. //El Universal-Archivo.

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

El 2011 está en la memoria de Cartagena porque en el barrio San Francisco una falla geológica dejó sin vivienda a más de 1.000 familias. Estudios posteriores revelaron que en la zona había una ciénaga que fue rellenada pero que con el tiempo fue perdiendo firmeza, hasta que el fuerte invierno de ese año propició que se desestabilizara el terreno y causara la emergencia.

Todas las casas y las calles que había en el sector fueron destruidas y el lugar se declaró en alto riesgo. Aunque por fortuna esta historia no se ha vuelto a repetir, hace algunos meses líderes de la comunidad denunciaron que se estarían vendiendo terrenos en ese sector, lo que además de constituir un nuevo riesgo también era una estafa. Esta zona, es solo una de las tantas que hay en la ciudad en condición de riesgo y que con el paso de los años se han llenado de invasiones ante los ojos de las autoridades.

Según el informe Calidad de Vida de Cartagena Cómo Vamos 2018 el 25,9% de su población, es decir, 268.359 cartageneros, no logran obtener ingresos mensuales mínimos de $257.433 para adquirir vivienda, servicios públicos, transporte y alimentación, por lo que no es extraño que ese margen de habitantes recurra a la invasión como solución a tener un techo donde dormir.

En Cartagena actualmente no se tiene certeza de cuántos habitantes hay y mucho menos de cuántas viviendas están en condición de alto riesgo.

De acuerdo a la Oficina de Riesgos de Cartagena, en la ciudad se han realizado tres ejercicios de identificación de viviendas en riesgo, el censo 2004-2009 identificó 5.121 viviendas, el censo de San Francisco identificó 1.642 viviendas, mientras que el censo de 2010-2013 hizo lo mismo con 11.041 viviendas. Sin embargo, estos ejercicios no abarcan la totalidad de las áreas afectadas y no se conocen los criterios con los que se establece que estas viviendas estén en riesgo no mitigable. En otras palabras, la ciudad no tiene estadísticas claras ni vigentes al respecto.

“Se vienen implementando por localidad en el marco de nuestras capacidades técnicas y presupuestales y dentro del principio de la gradualidad, censos que permitan tener inventarios de los asentamientos ubicados en zonas susceptibles de alto riesgo, en el Distrito de Cartagena. Proceso este, que ha avanzado significativamente pero que se encuentra sujetos a otros procesos ajenos a nuestra competencia para su culminación y determinación”, sostuvo Laura Mendoza Bernett, directora de la dependencia.

Es de destacar que en Cartagena las viviendas en estratos 1 y 2 representan el 72% de las casas de la ciudad. Las autoridades han podido identificar algunos asentamientos susceptibles al riesgo no mitigable, tales como: 9 de abril, Nelson Mandela, La Boquilla, Olaya Herrera, Ceballos, Piedra de Bolívar, Faldas de la Popa, El Pozón, Fredonia, Providencia, Isla de Belén, San Pedro, Isla de León, Santa Clara, Las Palmeras, Puerta de Hierro, Manzanares, Villa estrella, Marlinda, Villagloria, Villa Rosita y Membrillal.

En el último censo terminado en 2013 se identificaron además, San Bernardo, Villa Rosita, La Paz, El Pozón, Santa Mónica, Fredonia, Providencia, Bayunca, San José de los Campanos, Sinaí, Paraíso II, Habita 89, La María, Torices, Paseo de Bolívar, Nueva Granada, Los alpes, Zona industrial de Mamonal, Policarpa, Arroz barato, Zaragocilla, Nariño y Loma del Diamante.

En total, se estima que hay más de 30.053 personas damnificadas por habitar en estas viviendas.

De igual manera, en el año 2017, se realizó la caracterización de viviendas vulnerables en el Cerro de la Popa en las comunidades: El Toril, La Paz, Kennedy, Pablo VI. Según reportó la Oficina de Gestión del Riesgo, estos asentamientos deberán ser contrastados con los respectivos estudios de riesgos que sean realizados y que permitan definir su condición de mitigable o no mitigable.

“Nos preocupa que haya un nuevo asentamiento en esta zona precisamente por todos los riesgos a los que pueden estar expuestas estas familias. Lo primero que haremos será un censo para conocer el número exacto de familias que están aquí. Será un trabajo en conjunto con otras oficinas y entidades Distritales”, aseguró Mendoza Bernett con respecto a los asentamientos en las faldas de La Popa.

Reubicaciones,
a paso lento

En noviembre de 2018, el Juzgado 10 Administrativo del Circuito de Cartagena ordenó a la Alcaldía reubicar a más de 400 familias que viven en el sector Kennedy, del barrio Torices, faldas del cerro La Popa. Sin embargo, casi un año después todo sigue igual. El citado sector no tiene redes de alcantarillado, ni de agua potable, ni recolección de basuras, ya que las empresas encargadas de tales menesteres dicen que, por haber sido el terreno declarado zona de alto riesgo, no es posible la puesta en marcha de esas bondades. Durante ese año, la Oficina de Gestión del Riesgo reportó 317 familias afectadas por desastres, lo que representa un aproximado de 1268 personas. Los pocos avances en reubicación son aún más notables al observar que de los 2469 damnificados identificados como propietarios y poseedores en San Francisco, a corte del año anterior solo se han beneficiado con soluciones de vivienda 858... y los demás ¿dónde duermen?.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Cartagena

DE INTERÉS