Colombia escribió una página histórica en Lima-2019

11 de agosto de 2019 04:15 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

El deporte colombiano nunca deja de sorprender. En cada cita del ciclo olímpico siempre hay buenas noticias, siempre hay deportistas destacados y siempre hay avance en el propósito de ser potencia deportiva continental, como quedó demostrado en los XVIII Juegos Panamericanos que concluyeron este domingo en Lima.

El primer objetivo de superar los 27 oros logrados en Toronto hace cuatro años se consiguió el sábado al cruzar esa barrera e instalar el listón en 28 de forma parcial, cuando faltan varias finales con opciones doradas para la última jornada del domingo, arquería, karate, judo, la marcha larga del atletismo, el BMX freestyle y el golf.

Pero hay un hecho bien particular en esta edición de los Juegos para Colombia, porque en varias disciplinas la medalla de oro llegó por primera vez en la historia de deporte o la modalidad desde que se practica en el país, escribiendo en Perú una página nueva y diferente que hace grande el deporte y que da apertura a una nueva hazaña nacional.

El título de los Juegos lo ratificó Estados Unidos, que sigue siendo la gran potencia de América, al ganar el decimosexto título de Panamericanos de los 18 que se han disputado, incluso sin traer a esta competencia los mejores deportistas olímpicos. Solo permitió la celebración de Argentina en la primera versión de 1951 y a Cuba en La Habana-1991.

Brasil regresó al segundo lugar, que hace cuatro años le cedió a Canadá, que como anfitrión en Toronto llegó al subtítulo general. Luego de salir del top 5 en las justas anteriores, México se recuperó del golpe que le propinó Colombia y se metió al tercer lugar, desplazando a Canadá y Cuba. La gran sorpresa fue Argentina que pasó de las 30 medallas de oro.

El país que más ha sufrido en los últimos años sigue siendo Venezuela, que de estar mano a mano con Colombia, ahora ni siquiera llegó al top 10, que completaron los anfitriones con su mejor actuación de la historia, así como Ecuador y Chile, que mostraron avance en sus resultados.

El crecimiento colombiano regresó a pesar de las ausencias de figuras como Jossimar Calvo, que ganó tres oros en Toronto, o los golfistas liderados por María José Uribe y Marcelo Rozo, que también aportaron tres metales dorados, para que aparecieran nuevas figuras en atletismo, taekwondo, karate, surf y la natación en la modalidad de clavados, entre otros.

La grata noticia fue el regreso de Mariana Pajón al ciclo olímpico tras su ausencia de Suramericanos y Centroamericanos, al igual que el oro de Miguel Ángel Tejos en taekwondo, el de Daniel Restrepo en clavados, los de Lorena Arenas y Anthony Zambrano en atletismo, los dos del surf, con los hermanos Giorgio e Isabella Gómez y el de karate con Carlos Sinisterra.

Si bien los deportistas colombianos no pudieron festejar un nuevo top 5 de Panamericanos, se volvió a ver la evolución deportiva por disciplinas y el crecimiento en algunos deportes, con varios que cumplieron, otros que sobrecumplieron y algunos que sorprendieron por quedar en deuda.

Colombia asistió a 42 de las 52 disciplinas deportivas convocados para los Juegos Panamericanos Lima-2019. De los 42 deportes a los que asistió Colombia, en 23 sumó medalla de algún color, mientras que de los 23 que subieron al podio, 15 escalaron al menos una vez al primer cajón para reclamar la medalla de oro.

Como ya es habitual, el deporte más ganador de Colombia fue el levantamiento de pesas, que conquistó cinco oros y cuatro platas. El segundo deporte fue el patinaje de carreras con cinco oros y una plata, y le siguió el atletismo con tres oros, una plata y dos bronces, aunque sumando todas las modalidades del ciclismo, la cuenta llega a cuatro oros, tres platas y cinco bronces.

MULTIMEDALLISTAS

Los eventos de ciclo olímpico siempre marcan la figuración individual de quienes se entrenan para conquistar oros en varias pruebas y ese esfuerzo merece el reconocimiento, que en esta oportunidad fue para Pedro Causil, quien no solo conquistó dos oros, también tuvo el 100 % de efectividad y escribió una página aparte de la historia panamericana.

El patinador se convirtió en el multimedallista colombiano de la historia en los Juegos Panamericanos con cinco medallas de oro y una de plata en las tres participaciones que ha tenido, con dos oros en Guadalajara-2011, un oro y una plata en Toronto-2015 y ahora dos oros más en Lima, para aventajar al bogotano Miguel Ángel Rodríguez y al cucuteño Jossimar Calvo, que se quedaron con cuatro oros cada uno.

A Causil se le unió con dos medallas de oro el atleta guajiro Anthony Zambrano, quien a los 400 metros planos le sumó el oro del relevo 4x400 que él mismo se encargó de cerrar con un embalaje fenomenal para unirse al patinador como los más ganadores de Colombia en estos Juegos Panamericanos.

Así mismo, las justas de Lima le permitieron a tres deportistas colombianos avanzar en el ciclo olímpico dorado desde los Bolivarianos de Santa Marta hasta hoy y con el sueño de Tokio-2020. Ellos son la boxeadora Ingrit Valencia, la arquera Sara López y el patinador Alex Cujavante, pero de ellos, sólo Ingrit puede estar en Tokio. Todavía está a la espera de Daniel Pineda, que si gana la final de arco recurvo mixto con Ana María Rendón, se une para formar un grupo de cuatro.

LOS QUE SOBRECUMPLIERON

La dirección técnica del Comité Olímpico Colombiano se la jugó esta vez por dos objetivos: llegar a las 28 medallas de oro y así superar las 27 alcanzadas en Toronto-2015, metas conquistadas, gracias a deportes que cumplieron y otros que cumplieron más allá de lo esperado.

Aquí aparecen los deportes que dieron más y la natación, en su modalidad de clavados, obtuvo una de las medallas más importantes de los Juegos y de la historia, porque Daniel Restrepo fue el mejor en el trampolín de 3 metros y también se aseguró el noveno tiquete de Colombia en los Juegos Olímpicos de Tokio-2020. Fue el primer oro de la historia para la natación en todas sus modalidades de Panamericanos.

Lo mismo sucedió con el taekwondo, que por primera vez escuchó el Himno Nacional en las justas panamericanas, gracias a la histórica medalla de Miguel Ángel Trejos y el surf, que se estrenó en los Juegos Panamericanos y con los hermanos Isabella y Giorgio Gómez había pronóstico de un oro y llegaron dos.

El patinaje de carreras también dio más de lo planificado, porque de los seis que estaban en disputa se esperaban cuatro y llegaron cinco, gracias al talento de Pedro Causil, Jhoana Viveros, Geiny Pájaro y Alex Cujavante, confirmando que son los mejores del planeta en los últimos 10 años.

Aunque no fue medalla de oro, el rugby-7 femenino ratificó su crecimiento en el ciclo olímpico al quedarse con el metal de bronce, así como el voleibol, que con la clasificación a la final de femenino escribió la página más importante de todos los tiempos en estas justas panamericanas y el baloncesto, que si bien no se subió al podio, llegó hasta las semifinales para estar entre los cuatro mejores países.

LOS QUE CUMPLIERON

El fútbol femenino era proyección de oro por las ausencias de Estados Unidos y Brasil, pero debía ratificarlo y lo hizo al quedarse con el primer lugar para conquistar también el primer oro de todos los tiempos en deportes de conjunto para el país, en un final emocionante, que se definió por la vía de los penales.

De los primeros deportes en iniciar fue el bowling, que tenía un presupuesto de un oro y cumplió con el título de Clara Juliana Guerrero, que llegó acompañado de los bronces de María José Rodríguez y la dupla masculina de Manuel Otálora y Alfredo Quintana, este último bronce con opción de plata, por un supuesto dopaje positivo del puertorriqueño Jean Francisco Pérez.

El boxeo también llenó su presupuesto, aunque con diferentes nombres, pues los dos oros que tenían asignados llegaron por medio de la subcampeona mundial Jéssica Paola Caicedo y la medallista olímpica de bronce, Ingrit Valencia, quien no estaba en las cuentas porque hace tres meses fue operada de una mano, sin embargo, Ingrit recuperó el oro que perdió Yuberjen Martínez.

El squash tuvo una constante similar a la del boxeo, porque un oro era lo esperado en individual con Miguel Ángel Rodríguez y llegó en los dobles mixtos, con Miguel Ángel y Catalina Peláez, luego de la derrota del bogotano en la final de sencillos contra el anfitrión, Diego Elías.

El ciclismo en sus cuatro modalidades tenía la idea de dar cuatro oros y los dio, pero en diferentes modalidades, porque había uno para la ruta, que llegó con Andrés Felipe Martínez en la contrarreloj individual y tres en la pista, que solo dio los dos del keirin con Martha Bayona y Kevin Quintero, pero el que faltó en la pista llegó con el BMX, al que no le pronosticaron por la inactividad con la llegó Mariana, pero la múltiple campeona mundial volvió a ser la mejor de los Panamericanos.

A pesar de que atletismo no tuvo la fortuna de contar con Caterine Ibargüen y también tuvo la disminución física de Éider Arévalo, quienes estaban pronosticados con los oros, las tres proyectadas llegaron con otros nombres, con Lorena Arenas en la marcha y con Anthony Zambrano, en los 400 metros planos y con él como protagonista en el relevo 4x400, junto con Alejandro Perlaza, Jhon Solís y Diego Palomeque.

LOS QUE NO CUMPLIERON

Parece injusto, pero los números son reales y aunque fue el deporte que más aportó, el levantamiento de pesas se quedó corto, porque hace cuatro años había conquistado ocho oros, para esta edición llegó con un presupuesto de seis y ganó cinco, faltó el del medallista de oro olímpico, Óscar Figueroa, que por lesión no completó la competencia.

La gran deuda colombiana de los Juegos Panamericanos de Lima estuvo en el tenis de campo, que llegó a Lima con expectativas de al menos una medalla de oro y con la ilusión de más, pero los tenistas fallaron y ninguno fue más allá de los cuartos de final, en una presentación discreta, que contrastó con la de hace cuatro años, cuando ganaron el oro de Mariana Duque.

Lo mismo pasó con el béisbol, que ilusionó en las primeras jornadas, incluso con victoria sobre Cuba y un gran rendimiento, pero en el juego decisivo por el bronce, no completó una buena actuación y perdió contra Nicaragua, país al que le había ganado por nocáut técnico y en el partido decisivo perdió. Aunque el cuarto lugar no deja de ser un buen resultado.

Aunque la esgrima no tenía expectativa dorada, la actuación no fue la mejor, porque solo fueron dos bronces con John Rodríguez y el equipo masculino de sable, y no aparecieron los internacionales Saskia van Erven y Dimitri Clairet.

Arquería fue planillada con dos de oro y tampoco llegó a la expectativa, porque solo Sara López en el debut del arco compuesto ratificó que es la mejor del mundo en individual, pero no pudo aportar el de dobles mixtos con Daniel Muñoz, ante la ausencia de Camilo Cardona.

El fisicoculturismo apareció en esta escena panamericana en Lima y la Federación prometió un oro, que estuvo cerca con Carlos Giraldo, pero el colombiano se quedó con la plata, generando así una pérdida en las cuentas, que afortunadamente llegó con los deportes que sobre cumplieron.

Así mismo, el judo tampoco conquistó el oro que le pronosticaron, porque las dos finales que disputó las perdió, con Francisco Balanta y Yuri Alvear, quien confirmó una constante de estos Juegos y fue el fallo de los medallistas olímpicos, pues a Yuri se sumó Caterine, Óscar Figueroa, Luis Javier Mosquera, Leidy Solís, Yuberjen Martínez, Carlos Alberto Ramírez y Jackeline Rentería no ganaron el oro, el que sí aportaron Mariana Pajón e Ingrit Valencia.

Pero a pesar de los que fallaron, el deporte colombiano volvió a confirmar que sigue en alza, que sigue creciendo y que en Lima-2019 se afianzó la curva ascendente de desarrollo en los Juegos Panamericanos, para ya pensar en el cierre de esta olimpiada que será en los Juegos Olímpicos Tokio-2020.

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Deportes

DE INTERÉS