Deportes Quindío no contó con suerte y descendió a la B

09 de noviembre de 2013 07:27 PM

ENVIAR PÁGINA POR CORREO

Por segunda vez en su historia, el Deportes Quindío le dice adiós a la primera división. Aunque solamente ostenta un título en esta categoría, siempre le había hecho frente a sus inconvenientes, ya hubieran sido deportivos o financieros. 

Pero la suerte se terminó este sábado a pesar de ganar su último partido 2-1 frente al Chicó en casa. El Cúcuta Deportivo, segundo equipo al borde del descenso, se impuso ante Nacional con el mismo resultado, que lo colocó un punto adelante del cuadro cafetero y le permite jugar la promoción. 

Los cuyabros nacieron el 8 de enero de 1951 en la ciudad de Armenia y desde ahí jugaron en la primera categoría del fútbol profesional colombiano. Cinco años después consiguieron su primer y único título en el torneo nacional, así como la Copa Cicrodeportes, un campeonato corto donde jugaron Santa Fe, Millonarios y Barcelona de Ecuador. 

Su primera nómina fue integrada principalmente por futbolistas argentinos, ganando así su primer partido. Dos años después, por orden de la Alcaldía de su ciudad, pasó a ser el Atlético Quindío, 

Es uno de los oncenos colombianos que no ha logrado disputar una Copa Libertadores, ya que desde hace 56 años no conocen victoria en la Liga. Sus únicas participaciones internacionales fueron en la extinta Copa Conmebol, donde consiguió importantes triunfos, pero ninguno que le hubiera permitido ampliar su palmarés. 

La primera vez que descendió fue en el año 2000, casi que la misma época en el que un fuerte terremoto azotó su casa. No obstante, 10 meses después y de la mano del estratega colombiano Eduardo Lara regresó a la primera división. 

Desde allí, con sus altibajos, pudo mantener su categoría y demostrar buenas actuaciones con las direcciones de técnicos como Néstor Otero y Fernando Castro. 

Lo más lamentable de esta perdida en la A, es un conjunto que, a pesar de no tener una hinchada numerosa, contaba con dos estadios a su disposición: El Centenario y el reconstruido San José, sede de entrenamientos, privilegio que ni siquiera tienen los grandes clubes del rentado nacional. 

Quindío se quedó con 114 puntos en la tabla del descenso, 63 goles de diferencia y 14 unidades conseguidas durante el semestre, que lo colocaron en la última casilla. 

 

Ahora te puedes comunicar con El Universal a través de Whatsapp

  • Videos
  • Mensajes
  • Fotos
  • Notas de voz

cuando seas testigo de algún hecho noticioso, envíalo al: 321 - 5255724. No recibimos llamadas.

LEA MÁS SOBRE Fútbol

DE INTERÉS