Política


Todo lo que dejó la audiencia de Dau vs comités de revocatoria

Dau asistió a la audiencia previa de los procesos de revocatoria en su contra, donde los comités expusieron sus razones para que salga de la Alcaldía.

ANGIE GOEZ AHUMEDO

03 de febrero de 2021 12:00 AM

Tensión, insultos y prevalencia de opiniones personales es el balance que deja la audiencia pública realizada por el Consejo Nacional Electoral como un trámite previo a los procesos de revocatoria que impulsan tres comités contra el alcalde de Cartagena, William Dau.

La diligencia, que se realizó en el Centro de Convenciones, empezó a las 2:30 de la tarde de ayer y se extendió casi cuatro horas. Mientras las partes estaban en el recinto cientos de ciudadanos se aglomeraron en las afueras del lugar para mostrar su apoyo al mandatario. Aunque también hubo un pequeño grupo de apoyo a la revocatoria, estos se fueron del lugar.

Cartagena Corrige

El primer comité en exponer sus motivos fue “Cartagena Corrige”, en cabeza del exalcalde de la ciudad, Rodolfo Díaz Wright, quien inició señalando los presuntos incumplimientos del alcalde al Plan de Gobierno.

“Dijo que iba a traer inteligencia artificial para controlar los contratos, no sé si alguien pueda explicar qué es eso y cómo ha funcionado, si lo que vemos es que cada contrato es un problema. Dijo que la pobreza la iba a acabar muy fácilmente irrigando $15 mil millones mensuales a los sectores más vulnerables, pero basta con dar una vuelta por la ciudad y no hay que probar nada”.

Continúo diciendo que la ciudad está en un desorden permanente, llena de huecos, oscura, sin salvavidas y que se inunda cuando llueve. “Que nos cuente dónde están las inversiones, que por primera vez no hable de los gobiernos anteriores sino que hable de él”.

Díaz también indicó que pese a la premisa del alcalde de acabar con la corrupción, en su administración han ocurrido hechos que demostrarían lo contrario, como por ejemplo el contrato de la exasesora Lidy Ramírez y el de Cynthia Pérez.

De igual manera, alegó que el gobierno se convirtió en un ‘borrón permanente’, pues el alcalde ha incurrido en un error al atacar por redes a los políticos regionales, los entes de control y los jueces. Esto, a juicio de Díaz Wright, es una muestra de que el burgomaestre no está preparado para el cargo.

“Usted no ha estado, no está, ni estará a la altura de honor de la majestuosidad ni la dignidad de ser alcalde de Cartagena, un mandatario debe ser modelo de respeto, de decoro para el Estado, el mejor ejemplo para sus ciudadanos. Sembrar el odio, la división, el resentimiento e incitar a la violencia, la burla han sido sus únicas propuestas y los resultados son una verdadera pesadilla, hoy estamos aquí para pedirle a la ciudadanía que le pongamos fin a esta horrible noche”.

Sí a la revocatoria

El segundo comité fue el impulsado por Aldo Lora Hernández y otros dirigentes. Inicialmente, Lora habló de las amenazas a los líderes sociales de la ciudad y la creciente inseguridad, a su vez hizo una denuncia pública con llamado a la Fiscalía por el tema de drenajes pluviales e inundaciones.

“La Procuraduría había alertado en marzo de 2020 para que el alcalde le diera prioridad al Plan Maestro de Drenajes y evitar cualquier tipo de inundación, pero nos sorprendió la tormenta Iota y el 70% de la ciudad se inundó, hubo 14 deslizamientos y dos personas muertas por la irresponsabilidad”.

Posteriormente, Abelardo Meza Herazo dijo que en el primer año de gobierno no hubo inversión social para las comunidades más necesitadas ni una correcta ejecución del presupuesto. Por su parte, Rafael Castro expresó que le preocupan las salidas de varios secretarios de despacho por presunto mal manejo de los dineros públicos.

“Que revisen las denuncias que tiene el alcalde en su despacho porque probablemente no vaya a haber necesidad de revocatoria por la suspensión que puede venir”.

Cartagena Revoca Pacto Heroico

El tercer y último comité inició con la intervención de Marelvys Sheck Anaya, quien aseguró que “en 2020 la ciudad debió recibir más de $70 mil millones por la recuperación de la sobretasa ambiental, pero no hubo ni un solo peso ni para hacer un foro como se venía haciendo en las administraciones pasadas”.

Agregó que “esta administración no ha avanzado en ninguno de los programas necesarios y el 70% de los estudiantes no tiene las herramientas para continuar con sus estudios desde la virtualidad”.

Posteriormente, Lucio Torres comenzó desempolvando unos supuestos hechos de corrupción del alcalde Dau en 2004 con unas acciones que tuvo en Aguas de Cartagena. También denunció prevaricato, abuso de autoridad y suplantación de la autoridad pública y detrimento patrimonial en las contrataciones del Dadis; irregularidades en la compra de insumos médicos para el COVID-19 y elevados costos en la compra de huevos para el Programa de Alimentación Escolar.

Por otra parte, señaló que “Dau se va por tres razones: es un corrupto, porque existe una inconformidad general con este mandato inepto, y porque es incapaz de gobernar”.

El comunicador social mantuvo un discurso lleno de insultos contra el burgomaestre, pues lo trató de “ratero, descarado, inútil, inepto” e incluso consumidor de drogas.

Ante los continuos ataques, el magistrado de la Comisión Nacional Electoral se vio en la obligación de apagar el micrófono, las cámaras, suspender la intervención de Torres y por consiguiente la audiencia durante 10 minutos.

La defensa de Dau

Luego del incidente, la diligencia se retomó con la presentación del alcalde, William Dau, quien indicó que los motivos expuestos por los comités le parecieron una mentira.

“Esta gente se va a arrepentir de haber comenzado la revocatoria y dividirse en tres grupos, se van a pelear la recolección de firmas, yo les sugiero que se unan en uno solo para asegurar que van a llegar a votación, pero van a salir perdiendo porque el pueblo de Cartagena reventó las cadenas el 27 de octubre de 2019 cuando me eligió alcalde y no va a permitir que las coloquen otra vez, yo no les tengo miedo, les vamos a dar sopa y seco”.

Luego de esa apreciación, empezó señalando los principales logros de su gestión y destacó que muchos pretenden que en un año se resuelva todo el desastre que le han causado a Cartagena en más de una década.

“En 2020 se contrataron $968 millones en mano de obra no calificada en el marco de los programa barrio heroico y obras heroicas para la limpieza de canales; hicimos 28 convocatorias abiertas para participar en la administración, fueron 12.600 personas las que presentaron sus hojas de vida”.

Por otra parte, el mandatario señaló que e el líder del comité ‘Cartagena Corrige’, Rodolfo Díaz tienen presuntos nexos con un exdirigente. “¿Quisiera saber cuál es su cercanía con el exgobernador Dumek Turbay y qué papel está jugando él en este proceso, recordemos que salió diciendo que quiere ser el próximo alcalde de Cartagena? Usted es exasesor de Dumek, amigo y vecino de Garcia Tirado, familiar y amigo de exconcejales y concejales actuales”.

También dijo que Aldo Lora le “ha hecho campaña a cuanto politiqueo a aspirado a cargos públicos” y tildó a los otros integrantes del comité ‘Sí a la Revocatoria’ de “puya ojos, bandidos y sinvergüenzas”.

Finalmente, respecto a Lucio Torres, sostuvo que es pésimo perdedor. “Dice que no tengo la capacidad mental para ser alcalde y no pudo siquiera ser un candidato. Está tratando de provocarme porque no tiene argumentos, porque ha sido un mediocre, está loco”.

Las afirmaciones de Dau no fueron bien recibidas por Torres quien en efecto interrumpió en varias ocasiones al alcalde al punto que este perdió la paciencia y le pidió al magistrado del CNE que lo sacara del recinto y cumpliera su palabra de hacer respetar la diligencia.

El hecho se convirtió en un lunar más de la audiencia, pues fue evidente la rencilla que existe entre el comunicados social y el alcalde de Cartagena, al punto que el magistrado suspendió la intervención de Dau y dio por finalizada la diligencia.

Terminada la audiencia, esta se vio nuevamente empañada por un desafortunado hecho, pues en redes corrió un video en el que se evidencia cuando el alcalde, tras los reiterados insultos de Lucio Torres, se sale de casillas y le grita desde el público palabras soeces.

Esta audiencia solo fue un paso de trámite, ahora los movimientos que pretenden revocar a Dau deberán conseguir las firmas necesarias para seguir con el proceso.