Salud


¿Mal olor y flujo inusual?: así puedes combatir la vaginosis bacteriana

En el universo de la salud femenina en Colombia, la vaginosis bacteriana suscita interrogantes cruciales. Te presentamos estrategias para enfrentarla.

VANGUARDIA

28 de noviembre de 2023 06:42 PM

En el vasto mundo de la salud femenina, la vaginosis bacteriana emerge como una preocupación común pero a menudo incomprendida. Esta condición, caracterizada por un desequilibrio en las bacterias naturales de la vagina, puede tener consecuencias significativas para la salud de las mujeres.

En este artículo, exploraremos las causas, consecuencias y estrategias para combatir la vaginosis bacteriana, así como consejos de expertos para la prevención.

¿Qué la ocasiona?

La vaginosis bacteriana se desarrolla cuando hay un cambio en el equilibrio natural de bacterias en la vagina. Aunque las causas exactas aún no se comprenden completamente, diversos factores han sido identificados como desencadenantes potenciales. Lea: Vaginosis bacteriana: la infección que afecta la vida sexual de las mujeres

La actividad sexual, el uso de antibióticos, el estrés y la ducha vaginal excesiva son factores que podrían contribuir al desarrollo de esta condición.

La doctora Laura Gómez, ginecóloga colombiana con experiencia en salud femenina, destaca: “La vagina tiene un equilibrio delicado de bacterias que mantienen su pH en un rango saludable. Cuando este equilibrio se ve perturbado, las bacterias dañinas pueden proliferar, dando lugar a la vaginosis bacteriana”.

Consecuencias

Aunque la vaginosis bacteriana a menudo se asocia con síntomas como mal olor, flujo vaginal anormal y picazón, sus consecuencias pueden ir más allá de lo evidente. Lea: Candidiasis: la infección que se puede producir tras las relaciones sexuales

Las mujeres que experimentan vaginosis bacteriana pueden tener un mayor riesgo de contraer infecciones del tracto reproductivo superior, complicaciones durante el embarazo e incluso un aumento en la transmisión del VIH.

Es crucial abordar la vaginosis bacteriana de manera oportuna, ya que puede tener implicaciones a largo plazo para la salud reproductiva de una mujer”.

Laura Gómez, ginecóloga.

¿Cómo prevenirla?

La prevención desempeña un papel crucial en la gestión de la vaginosis bacteriana. La Dra. Gómez comparte algunos consejos prácticos:

- Evitar la ducha vaginal excesiva: el uso de productos perfumados o duchas vaginales puede alterar el equilibrio natural de la vagina.

- Practicar sexo seguro: el uso de preservativos puede ayudar a prevenir infecciones que podrían contribuir a la vaginosis bacteriana.

- Limitar el uso de antibióticos: utilizar antibióticos solo cuando sea necesario y bajo la supervisión de un profesional de la salud puede ayudar a evitar desequilibrios bacterianos.

- Mantener una buena higiene íntima: lavarse con agua y un jabón suave, evitando el exceso de productos perfumados, puede contribuir a mantener la salud vaginal.

¿Cómo combatirla?

En la búsqueda de soluciones efectivas, el mercado colombiano ofrece una variedad de productos diseñados para combatir la vaginosis bacteriana. Entre ellos, destacan los geles y óvulos probióticos que buscan restaurar el equilibrio bacteriano natural de la vagina.

La doctora María Rodríguez, investigadora en salud femenina, comenta: “Los probióticos son microorganismos beneficiosos que pueden ayudar a mantener un ambiente vaginal saludable. Al introducirlos de manera controlada, podemos contrarrestar el crecimiento excesivo de bacterias no deseadas”.

Comentarios ()

 
  NOTICIAS RECOMENDADAS