Política


Otty Patiño, el ex M-19 que llega a “enderezar” la paz total

El exjefe de la mesa de negociación con el Eln fue nombrado como nuevo comisionado de paz. Petro espera que Patiño arregle el caos y sea firme con los ilegales.

EL COLOMBIANO

24 de noviembre de 2023 12:11 PM

En medio del caos de la paz total que cojea por todos los frentes, el nuevo alto comisionado para la paz, Otty Patiño, tendrá que llegar pisando fuerte si lo que quiere es dar un cambio de timón y enderezar las cosas. Lea: ¿Qué dijo Danilo Rueda tras su salida del cargo como comisionado de paz?

Con más de tres décadas en temas de paz y conflicto armado, Patiño no solo es un excombatiente que conoce las guerrillas desde adentro, sino que tiene la entera confianza del presidente y, a la luz de quienes lo conocen, podría ser una voz más moderada con los grupos políticos y más fuerte con los ilegales.

Pero no será un camino fácil. Con la salida del excomisionado Danilo Rueda este miércoles, el mismo presidente Gustavo Petro tuvo que reconocer que las cosas no iban por el camino que esperaba y que algo de razón tenían quienes señalaban que los diálogos de paz estaban dirigidos desde el “desorden”, la “improvisación” y la “inexperiencia”.

Justo por eso, la pregunta es ¿Qué tiene de diferente Patiño y cómo podrían cambiar las cosas bajo su dirección?

Un alfil de Petro

Para empezar, Otty es un alfil estratégico de Petro al que conoce desde que ambos militaron en la guerrilla del M-19. Para esa época, los dos hacían parte del ala “intelectual” y Patiño llegó a ser negociador y coordinador de la implementación del Acuerdo de Paz que se firmó el 9 de marzo de 1990.

Un año después, y ya en la legalidad, Otty formó parte del selecto grupo de políticos que redactaron los artículos relacionados con los derechos y las garantías de la actual Constitución de 1991.

Por eso, “lo que se percibe es que Otty puede ser un poco más cercano a Petro. Y eso es bueno, pues el presidente quiere estar más cercano a los procesos ”, como dijo el experto Jorge Mejía, uno de los integrantes de la Mesa de Paz de Medellín y el Valle de Aburrá quien, aún así, considera que “son cambios normales dentro de un Gobierno luego de que Danilo Rueda hiciera una buena labor e instalara la paz total”.

Pero, además de esa cercanía con Petro, la mayoría cree que Otty también tiene una capacidad nata para negociar y dialogar con los medios.

Y ese fue uno de los mayores errores de Rueda. Durante su dirección, para la prensa era sumamente difícil contactarlo, saber en qué iba la paz y responder a los duros cuestionamientos, como cuando el ELN secuestró al padre del futbolista colombiano Luis Díaz.

Otty, en cambio, suele estar a un chat o una llamada de distancia, y así mismo lo ven los políticos, quienes alguna vez le cuestionaron a Rueda desde el Congreso que “es un funcionario que se da el lujo de mantenerse en las sombras y sin rendir cuentas de lo que está haciendo”.

Ese podría ser el mayor cambio de timón: el diálogo y la templanza en la negociación.

Para ese mismo caso de “Lucho” Díaz, por ejemplo, Patiño fue uno de los que se paró duro y exigió que el ELN dejara de secuestrar. Pero no solo eso, ante las sátiras del máximo comandante de esa guerrilla, Antonio García, Otty le respondió con firmeza que “él no es mi interlocutor en la mesa y por eso veo innecesario responder a lo que cuestiona”.

“Esa templanza y esa manera de ponerle límites al ELN fue algo que difícilmente hizo Danilo, por eso es que se cree que podría tener un tono más exigente que le haría mucho bien a las negociaciones”, dijo una fuente cercana a los procesos de negociación.

Sumado a eso, la experiencia de Otty dentro del M-19 y su proceso de paz podrían darle herramientas para saber hasta dónde presionar y hasta dónde ceder con un grupo tan difícil como ese.

Pero, más allá del ELN -cuya mesa de negociación dirigió Otty Patiño hasta este miércoles- también están quienes valoran el conocimiento del nuevo comisionado sobre el territorio y el conflicto.

“Otty es una persona decididamente comprometida con la paz, conocedora del país, interesada y analista de la guerra y con un trato y una capacidad de diálogo que yo creo que será un gran aporte para la paz total”, dijo en diálogo con EL COLOMBIANO Lucía González, la excomisionada de la Comisión de la Verdad.

Nacido en Buga, Valle del Cauca, Patiño también es politólogo, escritor y experto en observatorios sociales, además de profesional en Estudios Políticos y Resolución de Conflictos de la Universidad del Valle.

Por todo eso, Rueda también había alabado sus capacidad y le deseo este jueves “muchos éxitos” al nuevo comisionado.

“A los grupos armados sean políticos o no, incluyendo a los urbanos, les reitero que escuchen a la gente que padece sus violencias (...) En la crisis con EMC Farc, nuestra delegación tiene claro el norte, si escuchan, ese proceso será maduro”, aseguró Rueda en esa misma carta en la que se despidió de su cargo y en la que insistió en que “faltó mucho, pero se empezó”.

Y esa gestión se la reconocieron quienes trabajaron con él y hasta quienes estaban del otro lado de la mesa. En un comunicado conjunto, los grupos armados de Medellín “lamentaron la salida de Danilo Rueda” y aseguraron que él “había construido la confianza necesaria para sentarse a negociar”, aunque también le dieron la bienvenida a Otty y dijeron seguir dispuestos a dialogar y encontrar una “salida pacífica al conflicto”.

Comentarios ()

 
  NOTICIAS RECOMENDADAS