Salud


Datos importantes sobre Alzheimer

La falla más evidente del Alzheimer es la pérdida de memoria episódica reciente, lo que se comprueba al interrogar sobre sucesos recientes.

IVIS MARTÍNEZ PIMIENTA

03 de julio de 2020 12:00 AM

El Alzheimer es una enfermedad que genera problemas con la memoria, el comportamiento y el pensamiento. La sintomatología se manifiesta lentamente, pero con el tiempo empeora hasta interferir con las actividades cotidianas.

Aunque no es una característica de la edad, es una enfermedad que se presenta normalmente en adultos mayores de 65 años. Sin embargo, existe la probabilidad de empezar a padecerla a temprana edad, más conocido como Alzheimer de inicio temprano/precoz, el periodo más común se presenta alrededor de los 40 o 50 años.

De acuerdo con el doctor Alejandro Sarmiento, “para prevenir los síntomas de esta enfermedad, que no solo afecta a quien la padece sino a su entorno familiar, existen algunas actividades y ejercicios que puede realizar para que su rutina sea amena y le ayude a mejorar no solo su estado físico, sino su condición de salud, entre ellas las coreografías y clases de baile”.

Explica el doctor Archibaldo Donoso que “en la primera etapa destacan las fallas de la memoria y los conflictos”.

- La falla más evidente es la pérdida de memoria episódica reciente, que se comprueba al interrogar sobre sucesos recientes o con pruebas de aprendizaje de series de palabras.

- Un examen sistemático demuestra que también hay fallas de la atención-concentración, como inversión de series, retención de cifras, memoria remota (sucesos históricos o biográficos), memoria semántica (enumerar animales en 60 segundos), aprendizaje procedural (que habitualmente no evaluamos) y de la capacidad ejecutiva o de juicio.

Factores de riesgo

Los factores de riesgo que determinan y aumentan la probabilidad de padecer Alzheimer de inicio temprano son:

Los antecedentes familiares: El riesgo aumenta si un familiar de primer grado de consanguineidad padece de Alzheimer.

- Genética: Científicamente está comprobado que existen dos categorías de genes que influyen fuertemente a la hora de desarrollar esta enfermedad - los genes de riesgo y los genes deterministas -. Sin embargo, los especialistas de la salud no recomiendan realizar análisis genéticos de rutina para determinar si se padece la enfermedad.

- Lesiones en la cabeza: Existen probabilidades de desarrollar esta enfermedad si usted tiene un golpe fuerte, especialmente cuando la lesión se repite o pierde el conocimiento.

- Sedentarismo: El riesgo de sufrir demencia puede aumentar en las personas que mantienen un estilo de vida poco saludable, con un consumo importante de tabaco y alcohol, pero sobre todo, individuos que no realizan ningún tipo de actividad física.

  NOTICIAS RECOMENDADAS