Cartagena


Transcaribe agoniza: operadores demandan al sistema por $1 billón y medio

Las demandas se interpusieron por el riesgo económico que se produjo con el desequilibrio entre tarifas técnica y de usuario.

JULIANA DE ÁVILA ROMERO

21 de octubre de 2020 10:02 AM

Cada año, en septiembre, un equipo técnico de Transcaribe hace un estudio que luego es remitido a la Alcaldía de Cartagena, en el que se consignan las variables financieras de la operación y se lanza una cifra que indica cuánto debe costar el pasaje que pagarán los usuarios el año siguiente, esto para mantener el equilibrio financiero y que este pago por usuario cubra la tarifa técnica, que es lo que cuesta mover el bus (gasolina, conductores, mantenimientos, entre otras variables).

A finales de 2019 hubo polémica por el aumento que proyectaba este estudio, que indicaba que debía ser de 600 a 800 pesos. Finalmente solo se subieron $100 a mitad de marzo, cuando normalmente se hace el primer mes del año, y nunca se indicó de dónde saldrían los 500 o 700 pesos que quedaban en el aire y que eran vitales para la operación. Así en las cuentas se fue acumulando un saldo en rojo que luego fue embestido por la llegada del COVID-19 a la ciudad, que significó pasar de un ingreso mensual de más de 3.400 millones de pesos a 1.268 millones. Se pasó de 140 mil pasajeros al día, a 37 mil.

Y es esta situación financiera el motivo de las demandas que comienzan a tramitar los operadores del sistema, Sotramac y Transambiental, en contra de Transcaribe por “la materialización del riesgo de variación de tarifas por orden de la autoridad, sin respetar los procedimientos establecidos en el contrato de concesión, el acuerdo de respaldo suscrito entre Transcaribe y la Alcaldía, y el Decreto distrital 1277 del 22 de septiembre de 2015”.

Aunque las demandas de Sotramac y Transambiental están basadas en las mismas situaciones financieras, cada una tiene una posición distinta con respecto a sus pretensiones y el futuro de la operación.

LA DEMANDA DE TRANSAMBIENTAL

El pasado 14 de agosto, Transambiental presentó una demanda arbitral contra Transcaribe ante la Cámara de Comercio de Cartagena.

¿Cuáles son las pretensiones de la demanda? Según Mauricio Sandoval, gerente de Transambiental, son cuatro:

1Que se declare que Transcaribe no ha asumido los efectos de la materialización del riesgo de variación de las tarifas por orden de la autoridad distrital competente, lo cual constituye un incumplimiento grave del contrato de concesión.

2 Que se declare que Transcaribe no ha asumido su obligación de restablecer el equilibrio económico del contrato de concesión, el cual se rompió como consecuencia del advenimiento de la pandemia de COVID-19 y de las medidas y órdenes de las autoridades que han sido adoptadas para contener los contagios.

3 Que los anteriores incumplimientos constituyen incumplimientos graves del contrato de concesión que, considerando los fines del contrato de concesión, la finalidad del servicio y el interés general de la comunidad, permiten a Transambiental solicitar la terminación anticipada del contrato de concesión.

4 Que, por virtud de los dispuesto en la cláusula 129 del contrato de concesión, y en consideración de la declaración anterior, se declare la terminación anticipada del contrato de concesión y se condene a Transcaribe a pagar a Transambiental $710.683’000.000.

Según Sandoval, “tales incumplimientos han llevado a que Transambiental no reciba la remuneración a la que tiene derecho bajo el contrato de concesión, llevándola a que no haya podido pagar las sumas debidas bajo una situación de incumplimiento de su contrato de financiación, el cual fue declarado como incumplido por los acreedores, y en consecuencia terminaron el contrato de cobertura (tomado como protección del riesgo de variación de la tasa de cambio), cancelaron los compromisos de desembolso futuro y tienen, a partir del incumplimiento, el derecho de acelerar la deuda y ejecutar las garantías asociadas, incluyendo la garantía mobiliaria sobre la flota de Transambiental”.

El proceso está esperando la definición de fecha para la audiencia de designación de árbitros por las partes.

LA DEMANDA DE SOTRAMAC

A diferencia de la demanda arbitral de Transambiental, las explicaciones de Sotramac sobre este recurso parecen ir más enfocadas a que no se repita el incumplimiento en el reajuste de la tarifa para el próximo año. Cuestionado por las pretensiones de la demanda, el gerente de la compañía, Sebastián Nieto, indicó que se trata de que “Transcaribe y el Distrito respeten y cumplan lo establecido en el contrato de concesión, con la finalidad de garantizar la sostenibilidad y crecimiento del sistema”.

Pero en caso de que se incumpla con el ajuste de la tarifa para 2021, Sotramac solicitará la terminación anticipada del contrato por incumplimiento grave del contrato por parte de Transcaribe, y la fórmula de compensación “arroja un valor superior a los $850.000 millones”.

Respecto a la terminación del contrato en el caso de Sotramac, “con nuestra junta directiva y los financiadores del proyecto, se revisó esta posibilidad y tomamos la decisión de iniciar el arbitramento por tarifa y COVID por el momento, y reservar esta posibilidad de solicitar la terminación anticipada del contrato por incumplimiento grave de Transcaribe en caso de que incumplan nuevamente con el ajuste de tarifa del 1 de enero de 2021”.

Esta demanda arbitral será presentada en los próximos días.

El Universal consultó con Transcaribe, pero no dio detalles con respecto al proceso de Transambiental, que es hasta el momento el que está en trámite, solo se aseguró que “defenderemos los intereses del sistema”.