Política


La Escuela Taller de Cartagena tiene nueva directora

Franchesca Llanos Uribe, contadora y abogada, fue encargada por el alcalde como nueva directora General de la Escuela Taller de Cartagena de Indias.

SOFÍA FLÓREZ

17 de septiembre de 2020 08:50 PM

Un nuevo cambió se produjo en el gabinete distrital, tras una semana de la renuncia de Alexa Cuesta al cargo de directora de la Escuela Taller Cartagena de Indias (Etcar). El Universal conoció que mediante el Decreto 1059 del 16 de septiembre de 2020, el alcalde de Cartagena, William Dau, encargó a la contadora pública y abogada, Franchesca Llanos Uribe como nueva directora de la Etcar. (Lea aquí: Alexa Cuesta pide a entes de control que acompañen su salida de la Etcar)

Pese a que Cuesta denunció por redes sociales que solicitó el acompañamiento de los entes de control porque “no ha podido hacer la entrega de su cargo”, ya que no estaba definida la persona que quedaría al frente de la entidad, María Claudia Peñas, asesora del Distrito y quien había sido designada como directora (e) de la Etcar mientras se formalizaba el contrato de Llanos Uribe, explicó que desde el miércoles todo está reglamentado.

“El señor alcalde me designó como directora, mediante Decreto 0878 del 14 de septiembre, mientras se realizaba la contratación formal de la señora Franchesca Llanos, quien ejerce como directora de la Etcar desde el 16 de septiembre de 2020, mediante Decreto 1059. Todo está reglamentado y la actual directora ya está ejerciendo sus funciones. Ella será quien verifique el informe de entrega del cargo por parte de Alexa Cuesta”.

Peñas explicó además que “para entregar un cargo, los funcionarios públicos deben regirse por la Ley 951 de 2005 en la que se específica, en el artículo quinto, que la forma de entregar el cargo es mediante un informe por escrito”, aseguró.

La nueva directora

Llanos Uribe es contadora pública de la Universidad de Cartagena y abogada de la Universidad Libre; tiene especialidades en gerencia de impuestos de la Universidad Externado de Colombia; en seguridad social de la Universidad del Norte; en derecho administrativo de la Universidad Libre y en contratación estatal de la Universidad de Medellín.

Además, es diplomada en administración de propiedad horizontal y en derecho inmobiliario.

La nueva directora de la Etcar ha estado vinculada con la entidad desde enero de 2016, inicialmente como asesora contable y financiera, y a partir del 2017 como directora administrativa y financiera; ambos cargos en el marco del Contrato Interadministrativo de Comodato firmado entre la institución de formación y el Ministerio de Cultura para la administración de las fortificaciones de la ciudad.

Tras asumir el nuevo cargo, la nueva directora General indicó que continuará su tarea de aportarle al fortalecimiento de la Escuela Taller Cartagena de Indias: “Asumo el compromiso con gran responsabilidad y con el objetivo de afrontar los retos que la emergencia sanitaria ha generado en la institución en sus dos principales áreas de acción: la formación de jóvenes para el trabajo y el desarrollo humano en oficios tradicionales relacionados con la conservación del patrimonio cultural, y la administración, mantenimiento y conservación de los Bienes de Interés Cultural (BIC) del ámbito nacional, listados en el Comodato”.

Polémica

Es de resaltar que la sorpresiva salida de Alexa Cuesta Flórez de la Escuela Taller Cartagena de Indias (Etcar) desató polémica en la ciudad ante las denuncias en las que expone una injerencia del Ministerio de Cultura en la administración del patrimonio histórico.

Cuesta Flórez señaló que además de una “asfixia” presupuestal en la entidad, decidió dar un paso al costado porque como directora de la Etcar no tenía voto en el comité directivo integrado por el alcalde William Dau y dos delegados del Ministerio de Cultura.

Por su parte, el alcalde William Dau sostuvo el pasado 11 de septiembre que fue él quien le pidió la renuncia a Alexa Cuesta. “Le pedí la renuncia porque esta señora ha estado tomando muchas determinaciones de una manera arbitraria, disponiendo del dinero y tomando decisiones sin autorización”, afirmó Dau.

Recientemente, Cuesta volvió a pronunciarse, asegurando que estaba teniendo trabas en la entrega del cargo y que incluso le negaron la entrada a su antigua oficina. Cuesta indicó a El Universal: “Ya yo quiero hacerme a un lado, pero no he podido entregar porque ni siquiera me dejaron entrar a la sede, es una situación que me compromete, el primer día entregué unos token, pero me falta entregar archivos, chequeras, documento, e incluso quiero entregar los bienes de interés cultural, porque en el listado que existe en comodato, eso lo quiero hacer presencialmente porque eso no lo puedo hacer en un informe”.

Cuesta manifestó que ya notificó a la Procuraduría y a la Alcaldía sobre los inconvenientes, y trabaja en un nuevo oficio.

“Haré otro oficio para decir que no me ha sido posible entregar el cargo según la legislación y que me alejo de cualquier responsabilidad sobre las cosas que hay en custodia y que no he podido entregar”, precisó.