Salud


Lo que le pasa a tu salud cuando no duermes bien

El sueño es un complejo proceso biológico que nos ayuda a mantenernos saludables. Si no consigues conciliarlo bien, te damos 5 recomendaciones para lograrlo.

REDACCIÓN SALUD

25 de julio de 2022 11:05 AM

Dormir es mucho más que cerrar los ojos. Cuando lo haces, estás inconsciente pero las funciones de tu cerebro siguen activas. De acuerdo con expertos de Medline Plus, el servicio de información en línea de la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE. UU.: “El sueño es un complejo proceso biológico que te ayuda a procesar información nueva, mantenerte saludable y a sentirte descansado”.

Y es en el sueño cuando tu cerebro pasa por cinco fases: etapa 1, 2, 3, 4 y sueño de movimientos oculares rápidos (MOR o REM en inglés) y en cada una de ellas ocurren cosas diferentes. Lee aquí: 6 consejos que te ayudarán a dormir bien

“Por ejemplo, pasas por distintos patrones de ondas cerebrales (patrones de actividad eléctrica en el cerebro) en cada una de ellas. Tu respiración, ritmo cardiaco y temperatura puede ser más rápido o lento en ciertas etapas. Algunas fases del sueño pueden ayudarte a sentirte más descansado y con energía al día siguiente”.

Dormir bien ayuda a:

-Sentirte descansado y con energía al día siguiente.

-Aprender información, hacer reflexiones y formar recuerdos.

-Descansar el corazón y el sistema vascular.

-Liberar más hormona del crecimiento, que ayuda a los niños a crecer. También aumenta la masa muscular y la reparación de células y tejidos en niños y adultos.

-Liberar hormonas sexuales, que contribuyen a la pubertad y la fertilidad.

-Evitar enfermarse o a mejorarse cuando estás enfermo, creando más citoquinas (hormonas que ayudan al sistema inmunitario a combatir varias infecciones).

Cantidad y calidad

¿Cuánto tiempo necesitamos dormir? Esto depende de nuestra edad: los recién nacidos, por ejemplo, deben dormir entre 16 y 18 horas al día; los niños en edad preescolar, entre 11 y 12 horas; niños en edad escolar: unas 10 horas al día; adolescentes: entre 9 y 10 horas al día, y adultos, unas 7 u 8 horas al día.

Pero ojo: “No solo la cantidad de horas de sueño que obtiene es lo que importa. La calidad del sueño también es importante”, como mencionan expertos de Medline Plus. “Las personas cuyo sueño suele interrumpirse o acortarse pueden no pasar suficiente tiempo en las diferentes etapas del sueño”. Lee además: ¿Qué es el sueño y por qué es tan importante?

Cuando no duermes lo suficiente...

Dormir es fundamental para la salud en general. Si no duermes lo suficiente, te sentirás cansado y afectar tu rendimiento, tu capacidad para pensar claramente, reaccionar rápidamente y formar recuerdos. Esto puede llevarte a “tomar malas decisiones” y ponerte en “situaciones de riesgo”.

Quienes no duermen bien son más propensos a sufrir accidentes.

Cuando no duermes bien, tu estado de ánimo se afecta y puedes sufrir:

-Irritabilidad.

-Problemas en sus relaciones, especialmente para niños y adolescentes.

-Depresión.

-Ansiedad.

En cuanto a la salud física, aumenta el riesgo de padecer:

-Presión arterial alta.

-Enfermedad del corazón.

-Accidente cerebrovascular.

-Enfermedad del riñón.

-Obesidad.

-Diabetes tipo 2.

No dormir lo suficiente puede afectar la liberación de las hormonas que te ayudan a crear masa muscular, combatir infecciones y reparar células. Además, en los niños puede hacer que no liberen suficientes hormonas que los hacen crecer. La privación del sueño aumenta el efecto del alcohol. Una persona con sueño que beba demasiado alcohol resultará más afectada que una persona bien descansada.

Recomendaciones para mejorar tu sueño:

-Vete a la cama y despertar a la misma hora todos los días.

-Evita la cafeína, especialmente por la tarde y noche.

-Evita la nicotina.

-Haz ejercicio con regularidad, pero no demasiado tarde.

-Evita las bebidas alcohólicas antes de acostarte.

-Evita comidas y bebidas pesadas por la noche.

-No tomes siestas después de las 3 de la tarde.

-Relájate antes de acostarte, por ejemplo, tomando un baño, leyendo o escuchando música suave.

-Mantén tu dormitorio con una temperatura fresca.

-Deshazte de distracciones como ruidos, luces brillantes y el televisor o computadora en el dormitorio. Además, no te sientas tentado de usar su teléfono o tableta justo antes de acostarse.

-Si no puedes dormir por 20 minutos, levántate y haz algo relajante

-Consulta a un médico si tienes problemas constantes para dormir. Puedes tener un trastorno del sueño, como insomnio o apnea del sueño.

Comentarios ()

 
  NOTICIAS RECOMENDADAS